Artistas que viven en Cuba responden con arte en EEUU la incógnita de la isla

Miami, 30 nov (EFEUSA).- La Torre de la Libertad en Miami alberga a partir de hoy el arte de nueve cubanos que con sus obras buscan responder la incógnita sobre el futuro de la isla, en una exposición que se inauguró hace un año en Washington motivada por la apertura diplomática entre EE.UU. y Cuba.

Artistas que viven en Cuba responden con arte en EEUU la incógnita de la isla Artistas que viven en Cuba responden con arte en EEUU la incógnita de la isla

Artistas que viven en Cuba responden con arte en EEUU la incógnita de la isla

Miami, 30 nov (EFEUSA).- La Torre de la Libertad en Miami alberga a partir de hoy el arte de nueve cubanos que con sus obras buscan responder la incógnita sobre el futuro de la isla, en una exposición que se inauguró hace un año en Washington motivada por la apertura diplomática entre EE.UU. y Cuba.

El "exilio interior", las rupturas y especialmente el "spotlight", o el centro de atención en el que ahora se ha convertido Cuba, centran las temáticas de estos artistas que viven en la isla y que a través de problemáticas universales desnudan las propias en la exhibición "Q&A (preguntas y respuestas), Nine Contemporary Cuban Artists".

"Tratan problemas reales para cualquier sociedad, incluida la nuestra", expresó en entrevista con Efe Cristina Vives, curadora de la muestra, pensada en los "históricos" acontecimientos que viven ambos países y cuya versión en Miami (Florida) es una ampliación de la que se exhibió en Washington un año atrás.

Una serie de linternas alumbra la entrada de la exposición, todas dirigidas a un "spotligh", pero cuando los visitantes se ponen en el centro de atención están sin embargo a oscuras.

"Es una ilusión, juega con la idea de quién decide qué es lo que está en el centro de atención o no, y cuándo termina", explica Humberto Díaz, el creador de esta instalación interactiva.

El artista se apresura a decir que no trata sobre Cuba, aunque reconoce que su país de residencia ha vuelto a esta "ilusión" del "spotligh" durante estos días, tras la muerte el viernes pasado del histórico líder Fidel Castro.

Su proyecto incluye una línea hecha con una luz de neón que se refleja en el piso, pero el artista se las ingenió para que al pasar un objeto, en vez de interrumpir la luz, "parte" en dos lo que lo traspase.

"La vida está hecha de esos momentos, una parte se desprende de otra por muerte, migración o el amor que dejó de ser", explica sobre "Broken Life", su trabajo en exhibición.

"Miami es un contexto donde prácticamente todo está dividido, en ideas, personalmente la familia... es una pieza que puede tocar como sensibilidades, eso espero", indicó.

Vives, historiadora de arte, manifestó que esta época del año, en la que Miami acoge la internacional feria Art Basel, resulta ideal para mostrar el trabajo de estos nueve artistas cubanos contemporáneos "muy bien formados intelectualmente".

Además de Díaz, la exhibición se completa con obras de Alexandre Arrechea, Alejandro Campins, Javier Castro, Humberto Díaz, Fidel García, Alejandro González, Lorena Gutiérrez, además de Tony Labat y Fernando Rodríguez, que aunque viven en Estados Unidos se mantienen vinculados con el entorno cultural de la isla.

"Me interesaba que la exposición fuera un punto de reflexión, en un momento en que estoy segura que hay un enorme número de artistas cubanos en la ciudad (Miami), y que este grupo planteara temas importantes, los reflexionara y los pusiera en un contexto de un área no comercial de la feria", explicó la curadora Vives.

En una instalación que forma parte de la muestra, Labat expone cómo su madre Estrella, ahora de 90 años, hace cuatro años decidió despojarse de todas sus pertenencias antes de ser llevada a un lugar para el cuidado de adultos.

Labat la grabó en vídeo cuando empacaba en cajas los platos alusivos a muchos países que nunca visitó, su colección de elefantes de variados materiales y, en general, todas sus pertenencias.

En el video, que ahora hace parte de la exposición, también quedó grabada la última mirada de Estrella a las fotos antes de romperlas.

Labat confiesa que se sintió "desnudo" al terminar y ver la instalación, que además se exhibe en un lugar muy significativo para él, la Torre de La Libertad, a donde llegó con su madre en 1966 como muchos inmigrantes cubanos.

Vives explica que se traba del "exilio interior" de Estrella, uno de carácter más universal, que nada tienen que ver con temas económicos o políticos.

Para Labat, un artista reconocido internacionalmente y catedrático en el Instituto de Arte de San Francisco (California), constituye además el recuerdo de que su madre lo trajo a EE.UU.; que él no lo hizo por su voluntad, pues en plena adolescencia estaba encantado con la "utopía" de la revolución.

La exposición, que abre hoy sus puertas hasta el próximo 15 de enero, fue organizada por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y la universidad Miami Dade College.

El español Ignacio Barrios, quien ha coordinado la exposición, tanto en Washington como en Miami, manifestó a Efe que éstas buscan "respuestas a tantas preguntas que nos hacemos sobre el futuro de la isla".

Más noticias

0 Comentarios