Los precios del petróleo se desploman por la subida de reservas en EEUU

Los precios del crudo cayeron fuertemente el jueves, acentuando las pérdidas de la mañana al conocerse que los stocks aumentaron más que lo previsto la semana pasada en Estados Unidos, lo que indica que la demanda sigue siendo débil en el primer consumidor del mundo.

Los precios del crudo cayeron fuertemente el jueves, acentuando las pérdidas de la mañana al conocerse que los stocks aumentaron más que lo previsto la semana pasada en Estados Unidos, lo que indica que la demanda sigue siendo débil en el primer consumidor del mundo.Hacia las 17H00 GMT, el barril de Brent del mar del Norte para entrega en diciembre perdía en Londres 1,86 dólares, y se establecía en 76,09 USD.A la misma hora en Nueva York, el barril de West Texas Intermediate para entrega en diciembre cedía 2,17 dólares, quedando en 77,11 USD.En un mercado muy atento al dato, las cifras anunciadas por el departamento de Energía estadounidense supusieron un duro golpe para las cotizaciones, que cayeron hasta 75,75 dólares en Londres y a 76,68 dólares en Nueva York.Las reservas de crudo, que habían registrado un repliegue inesperado la semana anterior, volvieron a subir en la semana finalizada el 6 de noviembre, en 1,8 millones de barriles, a 337,7 millones de barriles, cuando los analistas interrogados por la agencia Dow Jones Newswires preveían un alza de solamente 200.000 barriles.Los stocks de gasolina subieron 2,5 millones de barriles, a 210,8 mb. Ello constituyó una sorpresa para los analistas, que las proyectaban sin cambios.Los stocks de productos destilados (diesel y combustible para calefacción) también tomaron al mercado a contramano: aumentaron en 300.000 barriles a 167,7 millones de barriles. Los analistas habían pronosticado un descenso de 400.000 barriles.Dichos datos reactivaron el temor de muchos operadores de que no se produzca una recuperación del consumo del crudo pese a la mejora de la coyuntura económica, y que los actuales precios estén en realidad desconectados de la realidad del mercado.En este contexto, la revisión de las perspectivas de demanda mundial hecha este jueves por la Agencia Internacional de Energía (AIE) parece haber quedado en un segundo plano.Según la agencia, que representa los intereses de los principales países consumidores, la caída de la demanda mundial de crudo será este año menor de lo inicialmente previsto. La AIE prevé que ésta retroceda un 1,7% respecto a 2008, a 84,8 millones de barriles diarios (mbd), y no un -1,9%, tal como esperaba anteriormente.La AIE también revisó al alza su previsión para 2010: ese año espera un aumento de la demanda del 1,6%, a 86,2 mbd.

Más noticias

0 Comentarios