DE ÚLTIMO: Luis Fonsi vive emergencia por un incendio en pleno vuelo

El Consejo de Europa alerta sobre el aumento del populismo autoritario

El secretario general del Consejo de Europa, Thorbjorn Jagland, alertó hoy sobre el aumento en el continente del populismo autoritario, que "perjudica a la democracia, reduce el pluralismo, destruye el Estado de derecho y la libertad de prensa y cuestiona el control internacional".

El Consejo de Europa alerta sobre el aumento del populismo autoritario El Consejo de Europa alerta sobre el aumento del populismo autoritario

El Consejo de Europa alerta sobre el aumento del populismo autoritario

El secretario general del Consejo de Europa, Thorbjorn Jagland, alertó hoy sobre el aumento en el continente del populismo autoritario, que "perjudica a la democracia, reduce el pluralismo, destruye el Estado de derecho y la libertad de prensa y cuestiona el control internacional".

En un encuentro con la prensa, Jagland estimó que el populismo está en los mensajes más que en personas y partidos, pero citó como ejemplos a la dirigente del ultraderechista Frente Nacional francés, Marine Le Pen, y a ciertas actitudes gubernamentales vistas en Hungría o Turquía.

Esa estrategia política se aprecia en su opinión en todas partes, en noticias falsas contra el sistema o en líderes que justifican todos sus actos como si poseyeran una autoridad moral exclusiva.

Intentar restablecer la pena de muerte en Turquía "es un acto populista", subrayó Jagland, quien igualmente alertó sobre la delicada situación que atraviesa la democracia en Europa, que, dijo, no es mejor que la del año pasado, cuando ya previno de que corría peligro.

Preguntado si considera populistas a partidos izquierdistas como Podemos en España y Syriza en Grecia, de acuerdo con algunos líderes políticos, el secretario general dijo no haberles visto "atacar abiertamente a las instituciones europeas, como hace Le Pen en Francia".

Sin embargo, expresó su preocupación por el aumento del número de dirigentes políticos que "cuestionan las instituciones europeas, y en especial el Tribunal Europeo de Derechos Humanos".

Según su informe anual sobre el tema, titulado "Populismo-¿Son fuertes los controles y equilibrios europeos?", esa táctica "utiliza el descontento popular e invoca la voluntad de un pueblo monolítico para situarse por encima de las instituciones democráticas".

El mismo documento cuestiona, asimismo, la independencia e imparcialidad de los sistemas judiciales europeos, "expuestos a influencias políticas" mientras que los ciudadanos "tienen la sensación de una injerencia en el procedimiento judicial y de parcialidad por parte de los jueces".

Lamenta, además, las restricciones a la libre manifestación pacífica, incluso en países de larga tradición democrática; la vigilancia que ejercen los servicios de inteligencia sobre la ciudadanía y las nuevas amenazas contra la integridad de los procesos electorales europeos.

En cuanto a la crisis migratoria, el texto subraya el problema que plantea el cierre de fronteras, la ruptura del principio de no expulsión y las detenciones administrativas generalizadas con las que el viejo continente responde a la llegada masiva de refugiados.

Más noticias

0 Comentarios