Latinos de Chicago se oponen a construcción de secundaria en su vecindario

Los organizadores de la marcha de una milla y media afirmaron que el distrito no necesita una nueva escuela autónoma y debería concentrar los fondos en las escuelas tradicionales. EFE/Archivo Los organizadores de la marcha de una milla y media afirmaron que el distrito no necesita una nueva escuela autónoma y debería concentrar los fondos en las escuelas tradicionales. EFE/Archivo

Los organizadores de la marcha de una milla y media afirmaron que el distrito no necesita una nueva escuela autónoma y debería concentrar los fondos en las escuelas tradicionales. EFE/Archivo

Estudiantes latinos, padres y miembros del Sindicato de Maestros realizaron hoy la marcha del Día de Muertos para protestar contra los planes de la Junta de Educación de Chicago de autorizar la construcción de una secundaria chárter o autónoma en el barrio Brighton Park, en el suroeste de la ciudad.
Estudiantes latinos, padres y miembros del Sindicato de Maestros realizaron hoy la marcha del Día de Muertos para protestar contra los planes de la Junta de Educación de Chicago de autorizar la construcción de una secundaria chárter o autónoma en el barrio Brighton Park, en el suroeste de la ciudad.Los manifestantes cargaron un altar simbólico con ataúdes que representaban el cierre de escuelas y el recorte de presupuesto en las Escuelas Públicas de Chicago (CPS), donde casi la mitad de los estudiantes son de origen hispano.Los organizadores de la marcha de una milla y media afirmaron que el distrito no necesita una nueva escuela autónoma y debería concentrar los fondos en las escuelas tradicionales.La estudiante Mariana Tapia, maquillada como "La catrina", dijo que la secundaria Kelly, a la que asiste, necesita más recursos y un nuevo centro le restaría alumnos y fondos que se asignan según la cantidad de matriculados.En la actualidad, de los casi 393.000 estudiantes de las escuelas públicas en Chicago, 61.500 pertenecen a escuelas chárter que siguen el currículo oficial pero son administradas por organizaciones privadas.CPS informó hoy en un comunicado que recomendó la aprobación de la escuela cuestionada, perteneciente a la red Noble de educación, porque será una "opción de calidad" en el suroeste de la ciudad, donde hay una demanda no satisfecha.Según Guadalupe Hernández, residente de Brighton Park, la Junta de Educación debería escuchar a los padres y estudiantes antes de aprobar la nueva escuela, lo que se anticipa ocurrirá en la sesión mensual del próximo miércoles.Para Marcos Ceniceros, uno de los organizadores de la marcha, la multitud participante hoy debería ser una muestra de "la voluntad de la gente que se opone a que se abra una escuela cuando hay muchas otras que sufren la falta de presupuesto".El comunicado de CPS afirma que siete de las nueve secundarias ubicadas a dos millas a la redonda de la que se piensa construir se encuentran "por encima de su capacidad ideal" de estudiantes, y que el nuevo campus solamente recibirá fondos públicos por cada alumno que matricule a partir del año escolar 2016-2017.

Más noticias

0 Comentarios