Acusado de doble crimen demanda a la Policía de Chicago tras 20 años de prisión

La ciudad de Chicago y ocho oficiales de policía fueron demandados hoy por Daniel Taylor, que pasó la mitad de su vida en la cárcel acusado de un doble crimen que en realidad no cometió.

Según la demanda, que fue presentada ante un juez federal, Taylor dijo a los policías que en el momento en que se le acusaba del doble crimen estuvo detenido. EFE/Archivo Según la demanda, que fue presentada ante un juez federal, Taylor dijo a los policías que en el momento en que se le acusaba del doble crimen estuvo detenido. EFE/Archivo

Según la demanda, que fue presentada ante un juez federal, Taylor dijo a los policías que en el momento en que se le acusaba del doble crimen estuvo detenido. EFE/Archivo

La ciudad de Chicago y ocho oficiales de policía fueron demandados hoy por Daniel Taylor, que pasó la mitad de su vida en la cárcel acusado de un doble crimen que en realidad no cometió."Quiero justicia. Me arrebataron 20 años de mi vida que no voy a recuperar. Que los responsables paguen por ello", declaró Taylor a Efe en una conferencia de prensa realizada por sus abogados y el Centro de Justicia de la Escuela de Derecho de la Universidad Northwestern."Si hubiera podido soportar los golpes, las ofensas e insultos no habría ido a la cárcel por algo que no hice", agregó Taylor, quien tenía 17 años cuando fue arrestado con otros siete jóvenes por la muerte de una pareja en un apartamento del norte de la ciudad.Los ocho detenidos, todos afroamericanos, confesaron los homicidios y se implicaron entre sí, por lo que fueron procesados y condenados en noviembre de 1992.Sin embargo, el abogado Gayle Horn dijo que la conducta de los policías que intervinieron en el caso -detectives de investigaciones y patrulleros- fue "alucinante" y los acusó de haber montado una maniobra para encubrir las irregularidades de la investigación.Según la demanda, que fue presentada ante un juez federal, Taylor dijo a los policías que en el momento en que se le acusaba del doble crimen estuvo detenido.Los archivos de la estación de policía de Town Hall confirmaron que Taylor fue detenido por un delito menor dos horas antes de los asesinatos, y liberado con el pago de fianza una hora después.Igualmente fue condenado y sentenciado a prisión perpetua, sin derecho a libertad anticipada, mientras otros cuatro detenidos recibieron penas de 30 años a prisión perpetua.La demanda señala que los detectives obtuvieron a golpes la confesión de Taylor, y que una vez se enteraron de la detención "fabricaron las pruebas para minar su coartada de que se encontraba en la comisaría en el momento del crimen".Para ello se habrían valido de las declaraciones de un discapacitado mental, de 15 años de edad, para implicar a todos los detenidos.Asimismo, cuando una testigo declaró ante la policía que había visto a varios individuos abandonar la escena del crimen y Taylor no era uno de ellos, la policía falsificó su testimonio para decir lo contrario.El escrito presentado por los abogados señala además que los investigadores policiales ocultaron pruebas y declaraciones de testigos que podrían haber confirmado la inocencia de Taylor."Daniel Taylor tenía la mejor coartada que se pueda imaginar. Estaba bajo custodia policial en el momento de los crímenes. Es por eso que la mala conducta policial resulta tan indignante, porque le tendieron una trampa a un hombre inocente por un crimen que no cometió", expresó el abogado.De su parte, el director del Centro de Justicia, Locke Bowman, calificó el caso de "espeluznante", porque se consiguieron pruebas de que la Policía de Chicago "intentó resolver un crimen sin importar la verdad o los hechos"."No había nada que los detuviera, especialmente si los acusados eran jóvenes afroamericanos", agregó.El Centro de Justicia tomó el caso de Taylor después que una investigación periodística del 2001 puso al descubierto una serie de abusos y confesiones falsas obtenidas por la policía.Taylor fue exonerado y liberado de la prisión en junio pasado después de pasar encarcelado más de 20 años, y la demanda contra la ciudad de Chicago busca una compensación no especificada por "daños, dolor y sufrimiento"."Las dos décadas de encarcelamiento equivocado obligaron al demandante a vivir en un mundo aislado, donde perdió todo contacto con sus amigos y familiares. El daño físico y emocional ha sido tremendo", señala el escrito.

Más noticias

0 Comentarios