El comandante del Ejército garantiza una investigación sobre el espionaje en Colombia

El comandante del Ejército colombiano, el general Juan Pablo Rodríguez, dijo hoy que las Fuerzas Militares están comprometidas con la paz y garantizó una investigación en torno al espionaje realizado por esta institución a los negociadores del Gobierno con las FARC y a varios líderes de la izquierda.

El comandante del Ejército colombiano, el general Juan Pablo Rodríguez, dijo hoy que las Fuerzas Militares están comprometidas con la paz y garantizó una investigación en torno al espionaje realizado por esta institución a los negociadores del Gobierno con las FARC y a varios líderes de la izquierda.En declaraciones a las emisoras RCN y Caracol, Rodríguez lamentó el escándalo, destapado el martes, cuando la revista Semana reveló que el Ejército había instalado en un restaurante fachada de Bogotá un centro de seguimiento para interceptar mensajes de teléfonos y correos electrónicos de personas clave en el proceso de paz."No seremos un obstáculo para la paz", remarcó el comandante, para aclarar: "Las investigaciones se llevan a cabo dentro del debido proceso y estamos muy pendientes de las mismas. En estos casos hay que esperar. Nuestro Ejército es un Ejército cohesionado".Dijo que "Andrómeda", nombre del operativo de espionaje, estaría destinado a interceptar ilegalmente a los negociadores de la paz y manifestó que la prioridad es actuar dentro de la legalidad.De acuerdo a la investigación de Semana, además de los negociadores del Gobierno en el proceso de paz con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) habrían sido víctimas de seguimiento el congresista Iván Cepeda, del Polo Democrático Alternativo y copresidente de Comisión de Paz en el Congreso, y la exsenadora y conocida mediadora con la guerrilla Piedad Córdoba, entre otros."Hay que hacer las investigaciones que tienen su debido proceso. Además la ley colombiana es garantista. Quisiéramos que los resultados se dieran más rápido", apuntó, para resaltar que se depurarán responsabilidades."Si alguien se salió de la ley tendrá que responder penalmente", insistió el general, quien insistió en que esos seguimientos no fueron ordenados por él ni por el Gobierno.Explicó en ese sentido que "la Constitución Nacional y la ley de inteligencia permiten a los organismos de inteligencia desarrollar actividades legales de inteligencia a manera cubierta o abierta".Y detalló que en ocasiones "el Ejército desarrolla inteligencia a cubierta para proteger el Estado de derecho de las amenazas, tales como el terrorismo, el narcotráfico, el crimen organizado y otro tipo de amenazas que provienen de los grupos al margen de la ley".Ahora se trata de determinar qué es realmente lo que ocurrió, matizó.Asimismo adelantó que se está desarrollando una investigación disciplinaria a los generales Mauricio Zúñiga, jefe de inteligencia del Ejército, y Óscar Zuluaga, director de la Central de Inteligencia Técnica, quienes fueron ayer "relevados" de sus cargos por el ministro de Defensa, Juan Carlos Pinzón."Ellos aseguran -expresó Rodríguez- que se encontraban haciendo sus funciones de inteligencia con el objetivo que acabo de mencionar, defender la seguridad de los colombianos".Pero "si por alguna situación se llegase a presentar otra cosa distinta a lo que ellos han manifestado, se tomarán las medidas del caso", concluyó.

Etiquetas

Más noticias

0 Comentarios