Los palmeros de América Latina apuestan por un producto más competitivo que el de Asia

La producción de palma de aceite en América Latina, y especialmente en Colombia, tiene en la actualidad una gran ventaja competitiva frente a la de países asiáticos, coincidieron especialistas que participan hoy en Barranquilla en la feria Palmex Latinoamérica 2016.

Los palmeros de América Latina apuestan por un producto más competitivo que el de Asia Los palmeros de América Latina apuestan por un producto más competitivo que el de Asia

Los palmeros de América Latina apuestan por un producto más competitivo que el de Asia

La producción de palma de aceite en América Latina, y especialmente en Colombia, tiene en la actualidad una gran ventaja competitiva frente a la de países asiáticos, coincidieron especialistas que participan hoy en Barranquilla en la feria Palmex Latinoamérica 2016.

La actividad, que se lleva a cabo entre hoy y mañana en el Centro de Eventos del Caribe Puerta de Oro, congrega a 1.500 expertos de empresas de todos los niveles para mostrar los últimos avances en la industria para la obtención de aceite de palma.

Realizado por primera vez en Latinoamérica, este encuentro empresarial tiene como centro de atención el nuevo modelo de crecimiento que se está poniendo en práctica en el continente y que se basa en la explotación de las vitaminas y fitonutrientes de la palma, además de la obtención de los tradicionales productos alimentarios, biocombustibles, biolubricantes o surfactantes.

El director de la Asociación de Industrias de Palma Aceitera de Honduras, el ingeniero Héctor Castro, resaltó que "mientras en los países asiáticos la producción está asociada a la deforestación, en América Latina no se ha presentado esta dificultad".

"Hay una gran ventaja competitiva frente a Asia, la de poseer un modelo medioambientalmente sustentable, en el que la producción de palma ha crecido un 60 % en la última década, pero que se ha mantenido al margen de un mercado que hoy genera más de 1.700 millones de dólares", agregó.

Castro, quien también lidera la empresa Bio-combustible y Salud (Biosa), manifestó que hay un gran potencial de exportación hacia Estados Unidos "dada la prohibición de grasas trans por parte de las autoridades sanitarias de ese país y el potencial del aceite de palma como alimento saludable".

Biosa es una filial de la Corporación Industrial de Sula que cultiva palma, produce aceite, lo refina y procesa también sus ácidos grasos para extraer fitonutrientes muy concentrados y biodiesel.

Honduras se ha convertido en el primer país hispano en desarrollar un modelo de crecimiento integral que permita aprovechar todos los recursos de la palma.

Por su parte, Raúl Eduardo García, de la Comercializadora Internacional Biocosta, expresó que "la producción del aceite de palma en Colombia genera 200.000 empleos directos, de los cuales el 60 % son formales".

"Algo muy importante que se debe tener en cuenta es que esos empleos se están generando en zonas de Colombia en donde hubo conflicto, es decir que estamos contribuyendo con la paz en el país", anotó el dirigente gremial.

Actualmente, América Latina produce cerca del 6 % de la producción mundial de aceite de palma, mientras que Indonesia y Malasia tienen entre el 85 % y 90 %.

Colombia está ubicada en el cuarto lugar de los países productores con 1.280.000 toneladas métricas al año.

Más noticias

0 Comentarios