Los jugadores del Real Madrid, abatidos tras la eliminación de la Copa

Los jugadores del Real Madrid, abatidos y presa de las burlas de la prensa tras su eliminación en Copa del Rey a manos de un club de tercera división, reconocieron sus errores el miércoles, exculpando al entrenador chileno Manuel Pellegrini.

Los jugadores del Real Madrid, abatidos y presa de las burlas de la prensa tras su eliminación en Copa del Rey a manos de un club de tercera división, reconocieron sus errores el miércoles, exculpando al entrenador chileno Manuel Pellegrini."Ha sido un duro golpe, el equipo no dio la imagen que esperamos", declaró Raúl, el emblemático delantero y capitán del equipo merengue, tras la eliminación en dieciseisavos de final por el modesto Alcorcón, una ciudad de la provincia de Madrid.El Real Madrid, derrotado en el partido de ida por un humillante 4 a 0, no pudo remontar el martes, conformándose con una victoria por 1 gol a 0 en un partido insípido. El equipo fue silbado y parte de la hinchada pidió la dimisión del técnico chileno."Dimos mala imagen y no estuvimos bien pero tenemos confianza en el entrenador y no tenemos que bajar los brazos", afirmó Raúl."El tiempo de adaptación está siendo demasiado largo", admitió el capitán, quien luego afirmó que "a veces en los proyectos nuevos es complicado que salga todo bien"."No podemos buscar excusas, los jugadores somos los primeros que tenemos que entonar el 'mea culpa'", dijo por su parte el portero internacional Iker Casillas, que no jugó el martes, así como el defensa Sergio Ramos.La prensa deportiva madrileña criticó duramente al entrenador chileno, tras el "ridículo histórico" de esta eliminación, sinónimo de "herida profunda y de crisis abierta" en el club, según As y Marca.Según los comentaristas españoles, Pellegrini no logró hasta ahora construir un equipo coherente con estrellas como Cristiano Ronaldo, Kaká o Benzema, comprados a precio de oro este verano (250 millones de euros en total) por Florentino Pérez.El presidente, perseguido por los medios, guardó un silencio total el miércoles, pero deberá explicar tarde o temprano cómo un equipo con un presupuesto anual de 400 millones de euros puede ser eliminado por un pequeño equipo con un presupuesto que no llega al millón.

Más noticias

0 Comentarios