Los internautas chinos expresan en Pekín su apoyo a Google

"No sé lo que haría sin Google", confiesa uno de los veinte jóvenes chinos que se dieron cita frente a la sede pekinesa de Google para darle su respaldo al motor de búsqueda estadounidense que amenazó con retirarse de China.

"No sé lo que haría sin Google", confiesa uno de los veinte jóvenes chinos que se dieron cita frente a la sede pekinesa de Google para darle su respaldo al motor de búsqueda estadounidense que amenazó con retirarse de China.Allí estaban a la hora del almuerzo una veintena de muchachos que se entretenían a su manera: uno leyendo la prensa, otro tomando fotografías...Y otros examinaban los mensajes que fueron dejando internautas desamparados."Adiós Google. Se puede construir un muro pero no dividir el corazón de las personas. Queremos ver el otro lado del muro", afirmaba alguien en una de estas notas sin dar su nombre.Desde hace dos días muchos chinos se apresuraron a dar testimonio de distinta forma, como un hombre que vino a depositar una bolsa de naranjas y manzanas. Ya había un ramo de flores e incluso una botella de alcohol chino como ofrendas.Un trozo de papel deslizado bajo una piedra lanza al aire una pregunta en chino y en inglés: "¿Libertad?".Google, que había aceptado las condiciones de censura del gobierno chino para entrar en su vasto mercado, se erige de repente en heraldo de las libertades cívicas.Sus simpatizantes apuntan al gobierno."Desde hace unos años, es cada vez más difícil eludir el Great Firewall", la Gran Muralla de internet china o sistema de censura gubernamental, explica Zhang, de 27 años, un empleado de una compañía de internet que como todos los demás se cuida mucho de dar su nombre completo."Hay que dedicarle más tiempo, gastar más dinero. Y si Google se va, creo que China tiene medios para bloquear todos estos sitios en el interior del país. Muchas personas van a ser desdichadas", predice.Y repite: "Apoyo a Google".No todos comparten esta emoción. En la calle o en internet, Google aparece a veces en el banquillo de los acusados y los apoyos son para el gobierno.Cui, que trabaja en software, suelta: "Todos los países restringen internet. China tiene leyes. Si usted quiere irse de China es su problema, pero aquí debe respetar las leyes".Desconfía de la compañía californiana: "¿Cuáles son sus motivaciones? ¿Es que quieren sembrar el caos en nuestro gobierno y nuestra sociedad?".Pero, como usuario que dice ser del motor de búsqueda estadounidense, está convencido de que China "no impedirá a la gente servirse de Google".Un poco más lejos, la reproducción de un cartel maoísta proclama: "El invasor estadounidense debe ser derrotado".

Más noticias

0 Comentarios