Nada frena al oro, que bate nuevo récord y se acerca a 1.200 USD la onza

La avidez por reservas "seguras" de los bancos centrales, la caída del dólar y políticas monetarias laxistas se conjugan para disparar el precio del oro, que flirteó el jueves con los 1.200 USD la onza, un récord que sería sólo otro paso en su imparable marcha ascendente.

La avidez por reservas "seguras" de los bancos centrales, la caída del dólar y políticas monetarias laxistas se conjugan para disparar el precio del oro, que flirteó el jueves con los 1.200 USD la onza, un récord que sería sólo otro paso en su imparable marcha ascendente.La onza de oro llegó a cotizarse a 1.195,13 dólares hacia las 04H00 GMT en el mercado londinense de metales preciosos, el London Bullion Market, batiendo sus récords de la víspera, cuando había sobrepasado sucesivamente los 1.180 y 1.190 dólares.Al cierre (fixing), la onza se estableció en 1.182,75 dólares, contra 1.179,75 USD el miércoles.El valor del oro ganó 50% en un año y 14% sólo en el mes de noviembre.La principal razón de esta disparada del oro, iniciada a principios de octubre cuando el precio de la onza pulverizó el umbral de 1.070 dólares que se remontaba a la primavera boreal de 2008, parece deberse al renovado interés de los bancos centrales.El miércoles, el Fondo Monetario Internacional (FMI), que ya había vendido parte de sus reservas de oro a India y la isla Mauricio en el marco de un programa tendiente a reducir sus activos en ese metal precioso, anunció la venta de 10 toneladas a Sri Lanka por 375 millones de dólares.En cuanto a India, su banco central había comprado la mitad de las 400 toneladas que el FMI puso a la venta por un monto de 6.700 millones de dólares."Las compras de oro por parte de Estados revierten una tendencia de 20 años en los que fueron vendedores", indicó el analista Marius Paun, de ODL Securities.El alza del metal precioso está alimentada también por la debilidad del dólar, que vuelve menos caro al oro para aquellos inversores que disponen de otras divisas, e incita a los ahorristas a abandonar el billete verde en provecho de este activo juzgados más seguro.El jueves, el dólar se ubicó debajo del umbral de los 87 yenes, su nivel más bajo en los últimos 14 años con respecto a la moneda japonesa.La caída del billete verde también preocupa a los europeos, ya que el euro alcanzó el jueves un valor de 1,51 dólares, antes de retroceder por debajo de 1,50 USD.Una tercera cuestión es la política monetaria laxista practicada por los países desarrollados, en particular Estados Unidos, para sostener la reactivación económica tras la peor recesión mundial desde 1930.En ese marco, comentarios de un responsable de la Reserva Federal estadounidense (Fed), James Bullard, señalando que sus tasas de interés --en su nivel histórico más bajo-- podrían permanecer sin cambios hasta principios de 2012 no han hecho más que dar más impulso a la dinámica ya en marcha.Como el FMI aún debe vender oro de aquí a fin de año, "todos los bancos centrales de los países emergentes deben preguntarse quién será el próximo en comprar", aseguró de su lado Michael Widmer, analista de Merrill Lynch, que apuesta a que el oro supere el umbral de 1.500 dólares en tres años.Otra explicación del alza es el enrarecimiento de la producción que señalan todos los especialistas.Según el World Gold Council, un organismo especializado, la producción de oro debería aumentar un 3,7% en 2009, aunque sólo bastará para satisfacer dos tercios de la demanda."Todo tiene lugar al mismo tiempo. Es una combinación excepcional" de circunstancias, concluyó Mark Heyhoe, especialista en valores mineros de Westhouse Securities.

Más noticias

0 Comentarios