holaciudad.com | Noticias de Inmigración, Entretenimiento y Comunidad Estados Unidos l
Es tu ciudad, conéctate
Estados Unidos

El efecto Bin Laden: defensa y política exterior en la campaña presidencial 2012

La visita sorpresa del Presidente Obama a Afganistán coincidiendo con el primer aniversario de la muerte de Bin Laden a manos de tropas americanas es el último capítulo de la irrupción de la política exterior en la campaña presidencial ya en marcha. Con este post comenzamos una serie de artículos sobre los tres grandes terrenos de debate que decidirán la campaña: (1) política exterior y de defensa; (2) bienestar y derechos civiles; y (3) gestión y perspectivas económicas.

El 1 de mayo de 2011 las fuerzas especiales de la Armada mataron en su refugio paquistaní al que fue enemigo público número 1 de los Estados Unidos de América durante más de una década: Osama Bin Laden. Sin duda, aquel desenlace generó entre el pueblo americano un profundo sentimiento de desagravio ante el recuerdo de los atentados del 11 de septiembre de 2001. El Presidente Obama expresó ese sentir durante la comparecencia en la que informó de la operación contra Bin Laden, además de repasar las grandes prioridades de su estrategia como Comandante en Jefe durante su primer mandato: el descabezamiento de Al Qaeda y el fin de la Guerra de Irak [Video].

En ambos frentes los progresos han sido sensibles desde aquel entonces, como demuestra la retirada de las tropas de combate americanas de Irak a comienzos de este año y la continua aniquilación de decenas de miembros de Al Qaeda mediante el novedoso uso de aviones no tripulados en Afganistán, Pakistán, Yemen y Somalia. Como era de esperar, una vez la campaña presidencial se ha puesto en marcha tras la confirmación de Mitt Romney como rival republicano del Presidente Obama, el candidato demócrata se ha lanzado a rentabilizar políticamente los que se perciben como sus dos grandes éxitos en política exterior y de defensa. Curiosamente, quien apenas hace cuatro años era criticado por su principal rival demócrata –ahora convertida en su Secretaria de Estado- como un candidato débil en política exterior (véase el famoso video de la “llamada a las 3am” [Video], pasa ahora al ataque poniendo en duda la fiabilidad y capacidad de Mitt Romney en materia militar y de política exterior. Y para ello ha contado con la inestimable colaboración del esposo de su Secretaria de Estado y el que fuera el primer Presidente en comenzar la caza de Osama Bin Laden a finales de los años noventa: Bill Clinton [Video].

La campaña del Presidente Obama se ha lanzado claramente a la ofensiva aprovechando el mencionado aniversario. Sorprendentemente, este movimiento parece haber cogido por sorpresa a Mitt Romney y su equipo. En una nueva muestra de inconsistencia (y ya son muchas), el todavía precandidato republicano ha tenido que cambiar de discurso en solo dos días y reconocer el mérito del Presidente Obama al ordenar la operación contra Bin Laden. Más importante si cabe, la enorme popularidad y fuerza simbólica de aquella operación más la agresiva utilización de los aviones no tripulados parecen haber acabado con cualquier intento del futuro candidato republicano de retratar al Presidente Obama como débil en política de defensa (principalmente ante China e Irán). Y esto no es algo menor, puesto que los candidatos republicanos han explotado con éxito esa línea argumental en su lucha política con los demócratas en numerosas ocasiones desde la accidentada presidencia de Jimmy Carter (1977-81). El caso reciente más memorable fue la elección presidencial de 2004, en la que el Presidente Bush consiguió una ajustada reelección tras cuestionar con éxito ante la opinión pública las credenciales de su oponente en materia de seguridad.

Pero los problemas del precandidato republicano para dar con un discurso ganador en política exterior no terminan ahí, puesto que el otro gran frente tradicional de enfrentamiento partidista en política exterior, las relaciones comerciales, tampoco parecen ofrecer grandes posibilidades a Mitt Romney. Al fin y al cabo, el candidato republicano ha apoyado los dos Tratados de Libre Comercio (con Corea del Sur y Colombia) sellados por la administración Obama. Algo más de margen parecía ofrecerle el año pasado su crítica a la supuesta “debilidad” de Obama ante la política monetaria de China (acusada de competencia desleal), pero la reapreciación del Yuan desde entonces parece haber privado a Romney de su principal arma arrojadiza contra su rival demócrata en política comercial.

Así pues, y a excepción de alguna crisis internacional de última hora con consecuencias directas para los Estados Unidos, el Presidente Obama parte con clara ventaja en política exterior y de defensa frente a Mitt Romney. No es por lo tanto de extrañar que la campaña del Presidente haya elegido esa área para lanzar sus primeros ataques directos contra el futuro candidato republicano y que mantenga estos durante toda la campaña; del mismo modo, lo más probable es que Romney y su partido centren sus mensajes de campaña en las otras dos grandes áreas que analizaremos en los próximos capítulos de nuestro blog: derechos civiles y, sobre todo, economía.

Pablo León Aguinaga es historiador especialista en relaciones internacionales y Estados Unidos. Puedes seguirle en Twitter @pleonagu

© ZGS 2014

Tu opinión

Postear en
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento

0 Comentarios

BLOGS Destacados

¡MIRA ESTO!

Conéctate Ya

Hola ciudad TV!

Powered by DaC