holaciudad.com | Noticias de Inmigración, Entretenimiento y Comunidad Estados Unidos l
Es tu ciudad, conéctate
Estados Unidos

El Arte de Coser un Botón

¿Quiénes han sido tus grandes maestros?

"Todos los días se aprende algo", creo que no hay un mejor dicho en el lenguaje español. Un dicho que se aplica al mundo entero pues el ser humano cambia constantemente impulsado por el aprendizaje del día a día, aun sin darse cuenta.

Los maestros no siempre están en las aulas. Los maestros son esas personas capaces de despertar en nosotros el deseo de cambio con una palabra, con una pregunta, con un gesto, con el ejemplo. Son esas personas que dejan en nuestra vida una huella imperecedera, esos héroes que vencen las barreras del tiempo y permanecen vivos eternamente en nuestra alma.

Cuando somos pequeños llegamos al mundo como un cuaderno en blanco y poco a poco vamos adquiriendo ese cúmulo de conocimientos que nos hacen lo que somos, aprendiendo de nuestros maestros-hermanos, maestros-amigos, maestros-padres y más.

Podría hablar de lo mucho que he aprendido de todos mis maestros-amigos, pero sería un texto muy largo y no quiero poner a dormir a nadie, jejeje. Pero les voy a contar de una de las mejores enseñanzas que he tenido en mi vida: el arte de coser un botón. Me lo enseñó mi maestro-padre.

Mi padre es un gran hombre, un prodigio hiperinteligente desde sus años mozos cuando todos sus profesores aseguraban que conquistaría la cúspide de la NASA cuando menos.

Sin embargo, es un hombre inmensamente sencillo, es capaz de comer en el mejor restaurante haciendo gala de sus impecables modales como de entrarle a unos tacos sudados parado en una esquina, poco le importa la ropa que se ponga o en donde se siente.

Un día, estábamos en casa y él se iba a poner una camisa a la cual se le acababa de caer un botón. Con toda dulzura me pidió que se lo cosiera, pero yo no tenía ni idea de como se cosía un botón.

Él me miró sonriente y me dijo: "Entonces ven, yo te enseñare como coser un botón. Algún día se te puede ofrecer".

Entonces vi algo bellísimo: a mi papá cosiendo con toda perfección un botón con tal habilidad que antes que ese botón se despegara primero se terminaría de romper la camisa entera.

Obviamente esa enseñanza me ha servido muchísimo a lo largo de mi vida para tener mi ropa siempre bien abotonada jejeje. Pero más allá del arte de coser un botón mi papá me enseñó que TODO, hasta las cosas más pequeñas que podamos aprender, nos serán de gran utilidad a lo largo de la vida, así sea "coser un botón".

También me enseñó que ser maestro de verdad es un acto de amor, es dar a esa persona a quien enseñas las herramientas en la vida para que salga adelante porque lo quieres y te preocupas por su bienestar.

He tenido la fortuna de aprender muchas cosas a lo largo de mi vida y el haber aprendido "el arte de coser un botón" me ayudó a valorarlas más.

MORALEJA: Aprende todo lo que puedas a lo largo de tu vida, porque así sea el "coser un botón" llegará a serte útil algún día. Y cada vez que puedas comparte tu conocimiento con esas personas a las que aprecias, pues no hay nada más bello que saber que has contribuido a que alguien sea una mejor persona gracias a ti.

Felicidades a todos los maestros en su día, a los que están fuera y dentro del salón de clases.

Y para ti ¿Quiénes han sido tus grandes maestros?

© ZGS 2014

Tu opinión

Postear en
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento

0 Comentarios

BLOGS Destacados

¡MIRA ESTO!

Conéctate Ya

Hola ciudad TV!

Powered by DaC
Google Google