Hamás despliega fuerzas en la frontera con Israel para mantener la calma

El movimiento islámico Hamás, que gobierna en la franja palestina de Gaza, desplegó sus fuerzas de seguridad a lo largo de la frontera con Israel en un intento de "restaurar y mantener" la calma, dijeron hoy fuentes de seguridad.

El movimiento islámico Hamás, que gobierna en la franja palestina de Gaza, desplegó sus fuerzas de seguridad a lo largo de la frontera con Israel en un intento de "restaurar y mantener" la calma, dijeron hoy fuentes de seguridad.La misión de las fuerzas consiste en alejar de la zona fronteriza a los milicianos que disparan cohetes contra el sur de Israel, lo que en el último mes ha provocado un deterioro de la situación.El portavoz del Ministerio del Interior de la franja, Islam Shahwan, dijo que Hamás quiere con esta decisión "asegurar y fortificar el frente interno y los acuerdos aprobados por las facciones de resistencia" para asegurar los intereses de su pueblo, la seguridad y estabilidad.En declaraciones recogidas por la agencia Maan, Shahwan aseguró que el Gobierno no le dará a Israel la oportunidad de romper el alto el fuego alcanzado con Gaza en 2012, tras la operación militar "Pilar Defensivo".El alto el fuego, mediado por Egipto, se mantuvo estable hasta el pasado diciembre.Desde Navidad, una treintena de cohetes han sido disparados desde la franja hacia Israel, quien ha respondido con otras tantas incursiones y bombardeos en la zona.Al menos ocho personas resultaron heridas en un ataque lanzado hace unos días por la aviación de combate israelí contra tres posiciones en Gaza, en represalia por el disparo de un cohete que cayó en un área deshabitada cercana al Consejo Regional de Sdot Negev, en el sur del país.Las víctimas palestinas de este ataque se registraron en la localidad meridional de Rafah, cercana a la frontera con Egipto, donde se encuentra un paso fronterizo homónimo reabierto hoy por las autoridades egipcias.Este paso fronterizo con Egipto se ha convertido en la única salida al exterior para los gazatíes, pero debido a la "situación de seguridad" en la península del Sinaí, se abre y se cierra de manera intermitente.En esta ocasión, el paso permanecerá abierto hasta el próximo jueves, tiempo que Hamás consideró "insuficiente" para las cerca de 5.000 personas -entre ellas estudiantes o gente que necesita tratamiento médico- que esperan para salir de Gaza.

Más noticias

0 Comentarios