El Ejército israelí devuelve a los reservistas a la frontera con Gaza

El Ejército israelí devolverá a los soldados reservistas a la frontera con Gaza por primera vez en años, una medida destinada a aliviar la presión sobre las fuerzas regulares en momentos en que el presupuesto de Defensa se ve recortado.

El Ejército israelí devolverá a los soldados reservistas a la frontera con Gaza por primera vez en años, una medida destinada a aliviar la presión sobre las fuerzas regulares en momentos en que el presupuesto de Defensa se ve recortado.Los primeros reservistas que serán desplegados en la que es la frontera más activa de Israel desde el punto de vista militar, serán los del regimiento de la Brigada Guivati, que sustituirán dentro de nueve meses a sus pares de las fuerzas regulares cuando salgan de entrenamiento, informó la edición digital del diario "Israel Hayom".De esta forma, cada vez que una compañía regular de Guivati abandone la zona para sus ejercicios anuales, será sustituida por una de reservistas, en principio menos preparada y constituida por soldados que ya han cumplido el servicio militar."Se trata de soldados reservistas pero que pertenecen a la misma brigada, y que en tiempos de emergencia cumplirían la misma función", dijo un alto mando en la zona al restar importancia a la posibilidad de que, por su edad y condición de civiles, no estén en condiciones de asumir ese trabajo.En Israel, donde el servicio militar es obligatorio durante un período de tres años para los varones (24 meses para las mujeres), la mayoría de los soldados licenciados -en particular aquellos de las brigadas de combate- están obligados a prestar servicio un mes al año como reservistas hasta la edad de 40 años.Hasta ahora estos soldados asumían funciones de vigilancia y patrulla en las zonas más tranquilas, como la frontera con Jordania, pero los recortes que el Gobierno israelí ha impuesto a sus Fuerzas Armadas -varios cientos de millones de dólares en 2014 y 2015-, les exigen aprovechar a los reservistas con otros fines."En la operación Pilar Defensivo (2012) ya estuvieron en la misma frontera y tuvieron que hacer todo tipo de operaciones", aseguró el militar.Para no dejar totalmente la frontera -de unos 55 kilómetros- en manos de reservistas, el comandante en jefe de la Región Militar Sur, general Sami Turjeman, decidió que los ejercicios anuales se realicen a partir de ahora por compañías y no por todos los miembros de la brigada a la vez.Las maniobras suelen tener una duración de tres semanas, por lo que durante ese período la compañía de reservistas se hará cargo del sector que haya quedado vacante.Los recortes en el Ejército israelí, producto de una ralentización desde 2012 de la economía local, afectan sobre todo a los entrenamientos, y obligan a que las brigadas de infantería tengan que realizar misiones operativas de vigilancia de fronteras durante el doble del período habitual, hasta el año pasado 3 o 4 meses.El cansancio de los soldados es notorio en las fuerzas israelíes en las fronteras con Gaza, gobernada por el movimiento islamista Hamás y en la que los enfrentamientos armados son casi diarios; Líbano, debido a la milicia del movimiento chií Hizbolá, y en el norte de la ocupada meseta de Golán, por la guerra interna en Siria.Como parte de los recortes, en los próximos meses el Ejército israelí cesará también a unos 400 oficiales de rango intermedio de su cuerpo profesional.

Más noticias

0 Comentarios