El Grupo de trabajo de la ONU para Siria aprueba las medidas de apoyo a la población

El Grupo de trabajo de las Naciones Unidas para la crisis humanitaria en Siria aprobó hoy nuevas medidas de apoyo para la población civil afectada por el conflicto, en un encuentro celebrado en Roma al que acudió la ministra de Asuntos Exteriores italiana, Emma Bonino.

La ministra de Asuntos Exteriores italiana, Emma Bonino (d), estrecha la mano a su homólogo egipcio, Nabil Fahmy (i), durante su encuentro en el Palacio Farnesina de Roma (Italia), hoy, lunes 3 de febrero de 2014. EFE Galería
La ministra de Asuntos Exteriores italiana, Emma Bonino (2i), durante su encuentro con su homólogo egipcio, Nabil Fahmy (d), en el Palacio Farnesina de Roma (Italia), hoy, lunes 3 de febrero de 2014. EFE Galería

La ministra de Asuntos Exteriores italiana, Emma Bonino (d), estrecha la mano a su homólogo egipcio, Nabil Fahmy (i), durante su encuentro en el Palacio Farnesina de Roma (Italia), hoy, lunes 3 de febrero de 2014. EFE

El Grupo de trabajo de las Naciones Unidas para la crisis humanitaria en Siria aprobó hoy nuevas medidas de apoyo para la población civil afectada por el conflicto, en un encuentro celebrado en Roma al que acudió la ministra de Asuntos Exteriores italiana, Emma Bonino.En la rueda de prensa posterior a la reunión, la vicesecretaria general de la ONU, Valerie Amos, explicó que se han aprobado "once intervenciones inmediatas" con el objetivo de garantizar el acceso a las comunidades asediadas, desmilitarizar las escuelas y hospitales y lograr progresos en las fuentes de financiación para la ayuda.Acompañada por Bonino y por la comisaria europea de Cooperación Internacional, Kristalina Georgieva, Amos recordó que siete millones de sirios tienen dificultades para acceder a la ayuda humanitaria y más de tres millones se encuentran en un estado "de necesidad urgente".Por ello, la vicesecretaria de la ONU pidió que se cumplan los compromisos adquiridos hoy en Roma y también exigió una mayor implicación de la comunidad internacional para prestar apoyo a los países vecinos de Siria.La comisaria Amos presentará el próximo 13 de febrero los resultados del Grupo de trabajo, formado por 19 países, ante el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas."No podemos aceptar más lo que allí está sucediendo", se lamentó por su parte Bonino.La jefa de la diplomacia italiana reconoció su preocupación por el conflicto civil que asuela Siria y advirtió de que "la creciente inestabilidad no sólo amenaza a la región sino al mundo entero"."Basta de bombas sobre los civiles que hacen cola para el pan, sobre los hospitales, sobre las escuelas", pidió Bonino, quien subrayó la desmilitarización de zonas civiles como un punto vital entre los aprobados en el encuentro.Bonino calificó la guerra como "la tragedia humanitaria más grande de nuestra época", en un conflicto que también afecta directamente a su país.La llegada de refugiados sirios a Italia ha ido en aumento en el último año y se ha convertido en algo habitual en las costas del sur del país, donde a sus barcazas se suman las de los inmigrantes subsaharianos.La guerra en Siria comenzó en 2011 tras la fuerte represión del régimen de Bachar Al Asad a las protestas civiles nacidas a raíz de la "Primavera Árabe".El conflicto desembocó en una cruenta guerra civil en la que han tomado partido las potencias internacionales, países vecinos y organizaciones como Al Qaeda.

Etiquetas

Más noticias

0 Comentarios