Trabajadores de comida rápida protestan por aumento salarial en Nueva York

Un año después de su primera protesta, los trabajadores del sector de la comida rápida en Nueva York, junto con el resto de las regiones del país, salieron hoy a la calle para reclamar mejores condiciones laborales y un aumento del salario mínimo.

Un hombre muestra una pancarta durante una huelga en la puerta de un restaurante de la cadena Wendy's en Nueva York, EE.UU. EFE/Archivo Galería
Trabajardores de restaurantes de comida rápida portan un cartel en el que se puede leer 'Respeta nuestro derecho a unirnos, no a las represalias' durante una manifiestación en para pedir un aumento en el salario mínimo hasta los 15 dólares por hora en Nue Galería

Un hombre muestra una pancarta durante una huelga en la puerta de un restaurante de la cadena Wendy's en Nueva York, EE.UU. EFE/Archivo

Un año después de su primera protesta, los trabajadores del sector de la comida rápida en Nueva York, junto con el resto de las regiones del país, salieron hoy a la calle para reclamar mejores condiciones laborales y un aumento del salario mínimo.Durante la protesta en frente de un McDonald's en el barrio de Washington Heights, donde reside la mayor comunidad dominicana fuera de su país, han acudido líderes comunitarios como Ydanis Rodríguez, concejal de Nueva York, Gabriela Rosa, asambleísta estatal, o Adriano Espaillat, senador del Estado, entre otros.En la concentración, los manifestantes finalmente han irrumpido en el local del McDonald's coreando el lema "los trabajadores unidos nunca serán vencidos", algunos de ellos en español.El McDonald's fue elegido como establecimiento frente al que hacer la protesta después de que un trabajador se desmayara y tuviera que ser hospitalizado por no tener un aire acondicionado insuficiente en el verano, según indicó la convocatoria."Los directores de las industrias de comida rápida han tenido un aumento del sueldo del 127 por ciento, por lo que los trabajadores también se merecen mejoras en sus condiciones de vida", subrayó Ydanis Rodríguez a Efe mientras se producía la protesta.Según explicó el concejal "se están dando todas las condiciones" para que la industria de la comida rápida de esta nación empiece a dar salarios aceptables a los trabajadores, ya que les pagan "apenas unos centavos" en comparación con las ganancias de las compañías.El senador estatal Espaillat también apuntó que es "inaceptable" que el salario de los trabajadores sea tan bajo, por lo que "se ven forzados" a acudir a cupones de alimento y otros subsidios."Tenemos que cambiar la imagen que la gente tiene de los trabajadores de comida rápida porque se cree que son personas que ganan poco porque no tienen capacidad para desarrollar otra función", destacó por su parte a Efe la asambleísta estatal Gabriela Rosa.Durante la protesta los líderes comunitarios hablaron a los allí reunidos y subrayaron que los trabajadores tienen que ganar más para poder sostener a su familia de una forma digna.El alcalde electo de Nueva York, Bill de Blasio, aunque no acudió a la protesta, señaló en un comunicado que se sentía "orgulloso" de este movimiento."Todos sabemos que mientras la industria de comida de rápida gana miles de millones todos los años, rechaza pagar a sus trabajadores lo suficiente para que puedan sustentar a sus familias", añadió.En la ciudad de Nueva York hay 57.000 trabajadores de comida rápida, que tienen un salario medio de 8,89 dólares por hora, la más baja de toda la ciudad.Además de en Nueva York, las protestas se han producido a lo largo de todo el país en ciudades como Boston, Chicago, Denver, Hartford, Houston, Los Angeles, Oakland, Raleigh y Tampa.Las protestas en contra de las condiciones laborales de la industria de comida rápida,que genera 200.000 millones al año, se han producido en más de cien ciudades.Además, el movimiento ha llegado al congreso donde más de 50 de sus miembros han enviado cartas a estas corporaciones pidiendo el aumento del salario mínimo y apoyando el reclamo de los trabajadores.

Etiquetas

Más noticias

0 Comentarios