Mueren quince presuntos terroristas en bombardeos del Ejército en Irak

Al menos quince presuntos terroristas murieron hoy en bombardeos aéreos y de la artillería del Ejército iraquí sobre la ciudad de Faluya, unos 50 kilómetros al oeste de Bagdad, informó el Ministerio iraquí de Defensa.

Un grupo de hombres camina por el lugar donde dos civiles murieron y otros cuatro resultaron heridos por el impacto de proyectiles de mortero en Faluya, a 50 kilómetros de Bagdad (Irak). EFE/Archivo Un grupo de hombres camina por el lugar donde dos civiles murieron y otros cuatro resultaron heridos por el impacto de proyectiles de mortero en Faluya, a 50 kilómetros de Bagdad (Irak). EFE/Archivo

Un grupo de hombres camina por el lugar donde dos civiles murieron y otros cuatro resultaron heridos por el impacto de proyectiles de mortero en Faluya, a 50 kilómetros de Bagdad (Irak). EFE/Archivo

Al menos quince presuntos terroristas murieron hoy en bombardeos aéreos y de la artillería del Ejército iraquí sobre la ciudad de Faluya, unos 50 kilómetros al oeste de Bagdad, informó el Ministerio iraquí de Defensa."La aviación, con la colaboración de la artillería, logró abatir a quince terroristas y destruir tres de sus vehículos en el barrio Al Sinai de Faluya", precisa el Ministerio en un comunicado sin proporcionar más detalles.Por su parte, una fuente de seguridad de Ramadi, capital de la provincia de Al Anbar (en la que también se ubica Faluya), explicó que el ejército impuso hoy el toque de queda en esa ciudad y la vecina de Hit.Las fuerzas de seguridad, con el respaldo de algunos clanes locales, libran intensos combates en el centro y norte de Ramadi con hombres armados, supuestamente miembros de la organización extremista Estado Islámico de Irak y el Levante, vinculada a Al Qaeda.Las ciudades de la provincia de Al Anbar, sobre todo Ramadi y Faluya, registran desde hace un mes enfrentamientos y ataques entre las fuerzas de seguridad iraquíes, grupos tribales suníes y miembros del Estado Islámico de Irak y de Levante.Esos choques han dejado decenas de muertos y heridos, mientras que otras 140.000 personas han huido de la provincia por miedo a la violencia, anunció el pasado viernes Naciones Unidas.

Etiquetas

Más noticias

0 Comentarios