Las economías latinoamericanas miran con optimismo y cautela hacia 2010

Como nunca antes en el pasado, América Latina enfrentó con entereza la crisis sin precedentes que sacudió al mundo en 2009 y ahora mira a 2010 con una mezcla de optimismo y cierta cautela.

Como nunca antes en el pasado, América Latina enfrentó con entereza la crisis sin precedentes que sacudió al mundo en 2009 y ahora mira a 2010 con una mezcla de optimismo y cierta cautela.La crisis truncó seis años de crecimiento en la región, que saldará 2009 con una retracción de 1,8%, según el último informe de la CEPAL, que por el contrario prevé un avance de 4,1% para Latinoamérica en 2010.América Latina "sufrió un impacto sustancialmente inferior a lo que sucedió históricamente frente a otras crisis internacionales en los países emergentes, porque estuvo menos expuesta al mercado financiero internacional y al flujo de capitales", estimó Mariano Lamothe, economista jefe de la consultora argentina Abeceb.Además, los Gobiernos respondieron con agilidad y aplicaron un variado conjunto de políticas económicas, como en los casos de Brasil y México que bajaron la carga impositiva en algunos sectores para estimular el consumo.De todas formas, el continente sí sintió el golpe de la reducción de la demanda internacional, la fuerte salida de capitales y la caída de los precios de las materias primas.La CEPAL espera resultados negativos este año en México (-6,7%), Paraguay (-3,5%), Venezuela (-2,3%), Chile (-1,8%), Ecuador (-0,4%) y la mayoría de los países centroamericanos.Pero a grandes rasgos, los planes gubernamentales dieron buenos resultados y ningún país latinoamericano entró en una crisis económica profunda. El gran interrogante que surge ahora es si la recuperación que se viene registrando será sostenida y sólida."Después de una crisis como la que tuvimos no se puede decir un año después que no existe peligro, pero fue una crisis especial para los países emergentes (...) porque pasó cuando algunos países estaban en una situación particularmente buena", señaló la economista María Antonieta del Tedesco Lins, del Instituto de Relaciones Internacionales de la Universidad de Sao Paulo.En 2010, los países latinoamericanos mostrarán un comportamiento desigual, donde Brasil, Chile y Perú tienen mejores perspectivas, con previsiones oficiales de crecimiento entorno al 5%, mientras que Uruguay prevé 4%."En 2010 se ve a Brasil liderando la región por tamaño y economía doméstica, con Uruguay recuperándose, Chile dependiendo de la evolución del precio del cobre, Argentina con un 4% de previsión de aumento de la economía, y Colombia con crecimiento más lento, igual que México", estimó el argentino Lamothe.La economía mexicana registrará una recuperación mucho más lenta por estar directamente relacionada al rendimiento de la estadounidense, concordó José Luis Calva, del centro de Investigaciones Económicas de la UNAM.El 80% de las exportaciones de México están destinadas a Estados Unidos, cuyo crecimiento todavía no se ha consolidado. Por ello, la segunda economía de América Latina debería avanzar en 2010 en torno al 3%, según las estimaciones oficiales.A pesar de esas buenas proyecciones, en el caso de una nueva crisis en el corto o mediano plazo, serán Argentina y Bolivia los primeros países latinoamericanos en verse afectados, según el economista Manfred Back en Sao Paulo."Argentina ya venía con una trayectoria mala antes de la crisis (...) no viene lidiando bien con la economía, pero no por la crisis" sino por temas políticos internos y porque depende mucho del campo, subrayó.A su vez, la dependencia de Bolivia de su gas natural y Venezuela de su petróleo los hacen más vulnerables a las fluctuaciones del mercado internacional y al desmoronamiento de precios.Pero en síntesis, los principales indicadores económicos están mostrando tendencia a la recuperación para el próximo año, lo que anima a los Gobiernos y a algunos analistas que plantean que lo peor de la crisis habría quedado atrás.Sin embargo, Del Tedesco prefiere mantener cierta cautela: "la crisis no acabó completamente pero estamos en una fase bastante favorable".

Más noticias

0 Comentarios