La dolarización cumple diez años en Ecuador con más amigos que detractores

La dolarización de la economía de Ecuador, duramente criticada por el presidente socialista Rafael Correa, que sin embargo promete mantenerla, cumple diez años este sábado con tintes de nostalgia por la desaparición del sucre, la moneda nacional que fuera establecida en 1884.

La dolarización de la economía de Ecuador, duramente criticada por el presidente socialista Rafael Correa, que sin embargo promete mantenerla, cumple diez años este sábado con tintes de nostalgia por la desaparición del sucre, la moneda nacional que fuera establecida en 1884.El presidente Jamil Mahuad implantó la dolarización el 9 de enero de 2000 en medio de la mayor crisis financiera, cuyos efectos se mantienen con la quiebra de 40 instituciones y pérdidas por 8.600 millones de dólares para el Estado.Los desequilibrios económicos de entonces también se reflejaron en altas tasas de interés y niveles inflacionarios de hasta 96,10% (en 2000), además de fuertes devaluaciones del sucre, que con la dolarización saltó de 5.000 a un tipo de cambio fijo de 25.000.Correa, reelegido hasta 2013 y que podría aspirar a un nuevo mandato, es un fuerte detractor de la dolarización, pero asegura que la mantendrá porque "no se puede salir fácilmente de ella", mientras no haya visos de una moneda regional, como el euro."Salir de este sistema causaría un cataclismo social y económico", admitió en una ocasión ante inversionistas extranjeros.La medida ha resultado positiva para analistas y empresarios. "El resultado ha sido más que satisfactorio porque el dólar se ha convertido en un elemento de custodia y blindaje de la economía", expresó la ecuatoriana Joyce de Ginatta, presidenta de la Federación Interamericana Empresarial (FIE).La dirigente sostiene que con la dolarización "comenzamos a exportar eficiencia y no miseria".Según el Banco Central (BC), las ventas de productos no petroleros al exterior crecieron de 2.484 millones de dólares en 2000 a 6.838 millones en 2008, mientras que entre enero y octubre de 2009 sumaron 5.480 millones de dólares."Para más del 90% de los ecuatorianos, las condiciones del país son mejores con la dolarización", manifestó a la AFP el vicepresidente de la encuestadora privada Cedatos-Gallup, Carlos Córdova, enfatizando que "la gente se siente mejor y espera que la dolarización se mantenga".Según Córdova, el esquema monetario vigente desde hace una década tiene gran acogida luego de "una compleja transición".Los analistas Jaime Gallegos y Patricio Almeida coinciden en que el balance es positivo, si bien se perdió el manejo de la política monetaria y cambiaria."Hay que agradecer la estabilidad macroeconómica a la dolarización", señaló Gallegos, catedrático de la universidad Católica de Quito, indicando que el sistema frenó el manejo del tipo de cambio relegado a la banca privada y la especulación con las tasas de interés.Para Almeida, profesor de la estatal universidad Central de Quito, Ecuador se encuentra "atado al dólar y depende de cómo va la economía de Estados Unidos", lo que fija reglas claras para empresarios, trabajadores y el sector público con miras a mejorar la competitividad.El circulante en dólares alcanzó los 3.918 millones de dólares hasta noviembre pasado, de acuerdo con el BC.Este aniversario, sin embargo, es motivo de nostalgia para personas como Sabino Alvarado, un agricultor que añora la moneda que tomó el nombre del mariscal Antonio José de Sucre -uno de los precursores de las guerras independentistas- y que ahora se vende como souvenir en las calles."Aún extraño al sucre. Bajo esa moneda nací y no sé si moriré en medio de la dolarización, que cuando fue adoptada me dejó pérdidas", dijo a la AFP."Hubo feriado bancario y congelamiento de las cuentas. Tenía unos ahorros que ahí se quedaron, y cuando me los devolvieron fueron en dólares con la nueva cotización para recibir una quinta parte de lo que deposité", recuerda Alvarado, apuntando que no quiere "saber nada de Mahuad", derrocado doce días después de ordenar la medida.

Más noticias

0 Comentarios