“Voladores de Papantla”: patrimonio cultural mundial

Recientemente la UNESCO incluyó el ritual “Voladores de Papantla” como patrimonio mundial inmaterial.

La ceremonia de los “hombres-pájaro” de México, es la danza más importante de los indios Totonaca y está asociada a actividades agrícolas propiciatorias. Tirarse desde un poste de madera de 18 metros de alto, atados sólo con una delgada cuerda a la cintura: un ritual que los niños en Papantla, en México, realizan con orgullo.

“Este ritual no significa para nosotros que no se pierda la cultura Totonaca. Aventarse significa como unos pájaros que están volando en el cielo y cuando el caporal se para es que está pidiendo a la madre tierra dar fruto a la tierra”, dice Héctor García, de 11 años, estudiante de la escuela de Voladores. 

Esta escuela forma a la próxima generación de hombres voladores, tradición autóctona del estado de Veracruz, en el Sudeste de México.

“¿Por qué iniciar esta escuela? Porque sabíamos que esta cultura se estaba como perdiendo”, argumenta Prof. Cruz Ramírez, Fundador de la escuela.

El ritual de los indios Totonacas tiene un profundo significado espiritual que los conecta con el mundo natural.

“Como un pájaro que apenas aprende a volar”, comenta Rutilio Flores, 10 años, estudiante de la escuela de Voladores.

A principios de octubre, la UNESCO registró los hombres voladores de Papantla en su lista de Patrimonio Mundial Inmaterial, una iniciativa que debería darle más visibilidad a las tradiciones culturales de los nativos.

“Anteriormente sólo se hacía 1 vez al año, era en el mes de la temporada de sequía porque a nosotros los ancestros, los abuelos, ellos creen que cuando se planta en la sequía, teníamos que venir a buscar a un Dios”, agrega Prof. Cruz Ramírez.

Durante la ceremonia 4 adultos se lanzan de una altura de 30 metros y giran 13 veces alrededor, cantidad de meses en el calendario Maya. En lo alto, un músico que simboliza el sol, toca para los 4 puntos cardinales.

Durante siglos los voladores han repetido este rito y ahora celebran el reconocimiento mundial.

“Al mencionar voladores de Papantla no nos valorizaban, hoy si, con esto de la UNESCO, que se declara, este es el valor más grande que tenemos en todo el mundo”, concluyó el Prof. Cruz Ramírez.

Más noticias

0 Comentarios