Viva la Vida

Nuestro Doctor de cabecera nos habla sobre las hemorroides y de como afectan a la comunidad Hispana, además pasa consulta con nuestros oyentes con diferentes temas.

Solicitan extirpar órganos a secuestradores en México y los oyentes opinan Solicitan extirpar órganos a secuestradores en México y los oyentes opinan

Solicitan extirpar órganos a secuestradores en México y los oyentes opinan

Las hemorroides es una de las dolencias más frecuentes tanto en hombres como en mujeres. Más de la mitad de la población desarrolla hemorroides por lo general pasados los 30 años. Una gran parte de estos pacientes sufren en silencio casi por más de un año antes de ponerse en manos de un médico por un infundado temor al tratamiento.Sabia usted que la mayoría de pacientes que presentan un síndrome hemorroidal no requieren de tratamiento quirúrgico siempre y cuando hallan acudido en forma oportuna a la consulta de un especialista?.El dolor, el sangrado y las complicaciones que a menudo encontramos cuando recibimos al paciente con hemorroides están directamente relacionadas con el tiempo de evolución de la patología; por esto cuando más temprano sea el diagnóstico más fácil será el tratamiento.

¿Qué son las hemorroides?A menudo descritas como "venas varicosas del ano y del recto", las hemorroides son vasos sanguíneos dilatados y protuberantes dentro y entorno al ano en la parte baja del recto. Las hay de dos tipos, "Externas" e "Internas", según donde estén situadas.Las hemorroides externas se ocasionan cerca del borde del conducto anal y se hallan cubiertas de una piel muy sensible. Si se desarrolla un coagulo de sangre en una de ellas, se ocasiona una dolorosa hinchazón llamada "trombo" fácilmente extirpable con anestesia local sin guardar cama. Al tacto del dedo la hemorroide externa es un bulto duro y sensible.Las hemorroides internas se dilatan dentro del ano, debajo de la capa interna del recto, llamada mucosa. Los síntomas más corrientes son la hemorragia indolora y la salida también indolora, total o parcial tan sólo de estas hemorroides internas durante la evacuación, llamada procidencia. Sin embargo una hemorroide interna puede volver a introducir. Es el llamado estrangulamiento.

¿Qué produce las hemorroides?.Aunque se desconocen las causas exactas y parece que existe un factor hereditario, la posición erecta de la persona continuamente durante su trabajo diario en las personas delgadas y altas, o la posición siempre sentada en las personas bajas y gruesas, provoca esfuerzos de presión en las venas rectales que a veces ya es motivo para que se abulten.Otras causas importantes en las hemorroides son la edad, el estreñimiento crónico o la diarrea, y el embarazo. Cada uno de ellos puede ocasionar que los tejidos que aguantan las venas se distiendan. como consecuencia, las venas se dilatan, sus paredes se afinan y sangran. Si continúa el estiramiento y la presión, las venas debilitadas sobresalen del ano y se ocasiona la procidencia.

¿Cómo se las trata?Los síntomas benignos se alivian con frecuencia con venotónicos y aumentando en la dieta la fibra y los líquidos para ablandar las heces, produciendo así una evacuación regular. La eliminación del esfuerzo excesivo reduce la presión en las hemorroides y contribuye a que no salgan.Las hemorroides externas más sintomáticas, como las trombosis, se pueden tratar adecuadamente con descanso y baños de asiento fríos. El dolor y la hinchazón se reducen a los 2-7 días y el bulto disminuye casi completamente dentro de las 4-6 semanas. En los casos de dolor persistente y fuerte, el médico puede extirpar el coágulo con una pequeña incisión realizada bajo anestesia local, en plan ambulatorio, lo que produce alivio inmediato.El tratamiento por inyecciones o por coagulación con un aparato de rayos infrarrojos se puede emplear heorroides sangrantes que no sobresalen. Ambos tratamientos son indoloros y sin riesgos, pues las inyecciones, por ejemplo, llevan decenios de práctica con éxito y consiguen que las hemorroides disminuyan y se "fijen" en el interior del recto.

Más noticias

0 Comentarios