Venezolanos se enfrentan a importantes recortes de agua y electricidad

Duchas de tres minutos, decoraciones navideñas modestas o partidos de fútbol en horas en que brille el sol son las sugerencias del gobierno venezolano para disminuir el consumo de agua y electricidad, además de prolongadas restricciones que se inician esta semana.

Duchas de tres minutos, decoraciones navideñas modestas o partidos de fútbol en horas en que brille el sol son las sugerencias del gobierno venezolano para disminuir el consumo de agua y electricidad, además de prolongadas restricciones que se inician esta semana.La falta de lluvias y el derroche son para el gobierno las causas de la situación actual de Venezuela. Para los detractores del Ejecutivo, habría que buscar las razones más bien en la mala gestión de los recursos hídricos y falta de inversiones en el sector eléctrico.En este momento, Venezuela, país riquísimo en recursos naturales, tiene un déficit de agua del 25% y una demanda de electricidad de 17.000 megavatios (MW), superior a la generación actual.Por ello, desde el lunes, los habitantes de Caracas sufrirán racionamientos de agua que pueden durar hasta 48 horas por semana y se extenderán hasta mayo, cuando comienza de nuevo la estación de lluvias.Los cortes se realizarán por zonas y los hospitales serán atendidos con camiones cisterna o pozos para proteger a los enfermos del racionamiento.Este lunes, se podía observar en Caracas a personas transportando grandes bidones para almacenar agua y a grupos de vecinos organizándose para hacer frente a recortes cuya duración es indefinida."Intentaremos aguantar con el tanque del edificio pero si el corte dura más de 12 horas iremos todos a bañarnos a las cascadas del Avila", bromeaba un portero de la zona este de Caracas, refiriéndose al monte que separa Caracas del mar.Para el presidente venezolano, Hugo Chávez, el capitalismo está detrás del derroche de agua y electricidad."¿Con qué llenan las piscinas de las quintas de los ricos? Del agua que le niegan a los barrios pobres (...) Ese es el capitalismo, es la falta de sentimientos, la falta de humanidad", acusó.En estos días, el presidente, predicando con el ejemplo, aseguró que a él le bastaban tres minutos para ducharse."Tres minutos es más que suficiente. Tres he contado yo y no quedo hediondo. Se lo garantizo (...) Un minuto para mojarse, un minuto para jabón y champú y otro para quitárselo", aseguró."¿Qué comunismo es ése? (...) No estamos en tiempos de jacuzzi, de bañeras, Vamos a ahorrar agua y energía eléctrica", agregó.Para Norberto Baussón, ex directivo de Hidrocapital, empresa que suministra agua a Caracas, estas restricciones muestran la "incapacidad" del gobierno."Ahora resulta que los culpables somos los usuarios. La culpa es de quienes manejan los recursos, que no han manejado bien los embalses ni habían dicho a nadie que controlara su consumo", criticó en una entrevista con la prensa local.A los cortes en el agua se suman restricciones eléctricas, con el objetivo de ahorrar un 20%. El plan, que se detallará en estos días, incluiría recortes programados y límites de consumo cuya superación acarrearía multas."Estamos trabajando también en inversiones para desarrollar nuevas centrales eléctricas y termoeléctricas pero se debe hacer una campaña dirigida a evitar el derroche", reiteró el ministro de Planificación, Jorge Giordani.Por su parte, Chávez ha recomendado que no se abusara de las decoraciones navideñas con luces este año y el ministerio de Deporte instó a anticipar el horario de los partidos de fútbol para no necesitar iluminación artificial."El problema de la energía es de todos, por eso yo hago un llamado a todos los venezolanos a que se sumen a la campaña de ahorro de energía, porque aquí todo el mundo es derrochador", aseguró Chávez recientemente.En abril del 2008, un apagón dejó sin luz durante varias horas a gran parte del país y desde entonces, hubo al menos cuatro apagones de alcance nacional. En algunas regiones del país, los fallos en el servicio son diarios.Según expertos, el sector eléctrico, nacionalizado en 2007, requiere inversiones de unos 18.000 millones de dólares hasta 2014. Para esa fecha, el gobierno desea inyectar hasta 10.480 megawatios al sistema nacional de generación.

Más noticias

0 Comentarios