Teléfono celular conduce a una detención

La Oficina del Sheriff de Collier informó acerca de la investigación en que un celular fue la clave de un arresto.

La Oficina del Sheriff de Collier dio a conocer que un hombre de Naples Este fue acusado de múltiples delitos, luego de que los oficiales hicieran un análisis forense de un teléfono celular que dejó en la escena del crimen que lo identificó como el agresor.

Kelvin Shane Townsend, de 33 años, fue acusado de intento de robo de automóviles, robo de una estructura y hurto mayor.

Según la oficina, los informes dicen que el dueño de una camioneta GMC 2002 notificó a la policía el 17 de abril, que alguien había entrado en el camión mientras estaba estacionado en el bloque 3066 de la avenida Terraza.

Ademas instaló una batería marina en él y dejo otra batería marina en el interior del camión. También había un teléfono celular.

Luego los oficiales recibieron un informe de Trapper Marino del bloque 2996 de la avenida Terraza, quien estaba denunciando el robo de dos baterías marinas, reveló la oficina.

Los investigadores, preocupados de que el teléfono celular pudiera ser propiedad robada, llevaron a cabo un análisis forense en él.

El análisis determinó que alguien había enviado un texto a las 6:35am el día del intento de robo del vehículo diciendo: "Voy a llamarte luego estoy tratando de robar un camión", indicó la oficina.

La investigación determinó además que el teléfono pertenecía a Townsend, quien fue arrestado e ingresado al Centro de Cárcel de Naples, donde es encarcelado por cargos no relacionados.

Más noticias

0 Comentarios