La Serie de IndyCar vuelve a Nueva Inglaterra

La pista favorita para los fanáticos de las carreras de autos en Nueva Inglaterra, el New Hampshire Speedway ha sumado a su alineación de emocionantes competencias, una jornada de la popular serie IndyCar, que regresa al Estado por primera vez desde 1998.

Con la fiebre del centenario de la carrera de Indianápolis 500, algunos de los pilotos más encendidos de la Serie IndyCar estuvieron en Boston este lunes con el fin de promover el deporte que este verano hará sentir sus motores en New Hampshire.

La pista favorita para los fanáticos de las carreras de autos en Nueva Inglaterra, el New Hampshire Speedway ha sumado a su alineación de esperadas competencias, una jornada de la popular serie IndyCar, que regresa al Estado por primera vez desde 1998.

“Pienso que será un buen reto, una pista muy diferente. Esperamos que cree buena competencia porque eso es exactamente lo que IndyCar necesita en su calendario”, indicó el inglés, Justin Wilson, el ex piloto de Fórmula Uno que con sus seis pies y cuatro pulgadas de estatura es el automovilista más alto en la serie.

La carrera del 14 de agosto en New Hampshire también contará con la participación del actual líder de la temporada, el australiano, Will Power, quien con su auto Penske Honda #12 ha ganado el Grand Prix de Alabama y el Indy 300 de Sao Paulo.

“Nos sentimos contentos de poder estar aquí, tenemos mucha expectativa para esta competencia porque es un oval plano y corto y eso es lo que a todos los pilotos nos gusta. Sera muy entretenido y pienso que será una carrera muy buena”, le dijo Power en exclusiva a holaciudad después de la conferencia.

Entre los varios pilotos que llegaran al oval de New Hampshire con el sueño de conquistar la pista de 1.058 millas y levantar el trofeo se encuentran los internacionalmente reconocidos Dario Franchitt, el tres veces ganador del Indianápolis 500, Helio Castroneves, la sensación femenina Danica Patrick, y la valiente piloto, Simona de Silvestro que la semana pasada tras sufrir un horrendo accidente se quemó ambas manos. Pero aún así, nos confesó estar lista para competir esta semana en la Gran celebración del afamado Indy 500 y luego este verano en Nueva Inglaterra.

“Estoy muy emocionada, este es el centésimo aniversario del Indy 500 y poder todavía competir en esa carrera especialmente después de lo que me paso es muy importante para mí y todo nuestro equipo y los fanáticos. Logramos cualificar un día después del accidente, siendo un momento muy emocional así que poder ser este año uno de los 33 pilotos que han calificado es algo muy especial", nos confesó Silvestro.

Abróchense sus cinturones y aprovechen la oportunidad de vivir la emoción del deporte motor porque la Serie IndyCar llega a Boston por primera vez en 13 años.

Más noticias

0 Comentarios