Patriots triunfan sobre los Jets, 31-14

Los Patriots de Nueva Inglaterra consiguieron una importante y cómoda victoria frente a sus archirrivales de división, los New York Jets.

Patriots triunfan sobre los Jets, 31-14 Patriots triunfan sobre los Jets, 31-14

Patriots triunfan sobre los Jets, 31-14

Una gran noche para la ofensiva patriótica en especial para el diminuto receptor Wes Welker quien receptó el balón en 15 oportunidades (2do mejor record  en la historia de los Patriots) consiguiendo un total de 192 yardas.

Junto a la actuación de Welker, fue igualmente sobresaliente el desempeño del esquinero Leigh Bodden quien con sus 3 intercepciones (record personal y del equipo) puso por el suelo  las esperanzas de retorno por parte de  los Jets.

Una primera mitad totalmente a favor de los Patriots, tiempo de posición: 19:45 contra 10:15 de los Jets, número total de yardas: 272 contra 34, marcador al medio tiempo Patriots 24, Jets 7.

Como bien indican los números un dominio total de la ofensiva durante la primera mitad, contrario a lo ocurrido en el partido de ida jugado en el Meadowlands, Brady se sintió cómodo y sin mayor presión a la hora de realizar sus lanzamientos.

Por su parte los Jets  fueron otra vez victima de la inexperiencia y poco cuidado de Mark Sánchez a la hora de lanzar el balón.  Faltando 5:47 para el final del primer cuarto de juego, Leigh Bodden intercepta el balón dirigido al receptor de los Jets Jerricho Cotchery,  y corre  53 yardas para abrir el marcador 7- 0 a favor de los Patriots.  Randy Moss y Lawrence Maroney serían los encargados de anotar los otros 2 TDs de los Patriots durante la primera mitad.

Iniciado el segundo tiempo, los Jets salen con una actitud más ofensiva.  En el primer drive de la segunda mitad, los  Jets en 11 jugadas avanzan 80 yardas y tras usar 5:15 minutos del reloj acortan la desventaja a solo diez puntos, Patriots 24, Jets 14. Durante este periodo, los Jets imponen un juego más agresivo presionando  y derribando en una ocasión  a Brady.  Los Patriots responden a esta presión con carreras y pases cortos sin mayor transcendencia.

Para los Patriots esta victoria es bastante reconfortante y necesaria a estas alturas del campeonato. Después de una angustiosa derrota frente a los Colts, era necesario retomar el camino de la victoria  y nada mejor que frente a un clásico rival de división.  De esta manera los Patriots empezarán su semana  de preparación con los ánimos y la confianza bien en alto para enfrentarse al mejor equipo de la actual temporada, los invictos Saints de New Orleans el próximo lunes por la noche en el Superdome de New Orleans.

http://espanol.patriots.com/?p=1090

Más noticias

0 Comentarios