Latinos en Londres 2012: Leonel Manzano

Nacido en México, Manzano asegura sentirse "muy emocionado y muy orgulloso" de representar a la comunidad hispana en Londres 2012.

El atleta de origen mexicano Leonel "Leo" Manzano entra en la recta final de su preparación para los Juegos Olímpicos de Londres con la firme convicción de que logrará su mejor tiempo en la prueba de 1.500 metros.       Con apenas 165 centímetros de altura, Manzano suele ser el más pequeño de los competidores de su categoría, pero también el que cuenta con una potente arma secreta: un corazón equivalente al de una persona de más de dos metros de altura.       En un estudio que le realizaron en 2008 en el Laboratorio de Rendimiento Humano de la Universidad de Texas encontraron que su corazón puede consumir 82,2 mililitros de oxígeno por kilo por minuto, algo que pocos deportistas a nivel mundial pueden hacer.       "Desde entonces me quedó que tengo el motor de un Ferrari en el cuerpo de un (Ford) Pinto", declaró a Efe el mediofondista entre risas.       No obstante, el atleta asegura que esto no es producto de una "ventaja genética", sino debido al trabajo duro y dedicación al deporte que le ha apasionado desde pequeño.       "No nací con el corazón grande en verdad, sino fue algo por lo que tuve que trabajar y tomar mi tiempo con mucho sacrificio para llegar a tener ese corazón, que me ha ayudado a obtener muchos de los triunfos que he logrado", señaló.       Manzano, que compite profesionalmente desde 2008, correrá en la prueba de 1.500 metros el próximo 3 de agosto en sus segundos Juegos Olímpicos, después de lograr la clasificación con un tiempo de 3:35.75.       Nacido en México, de donde emigró hacia Estados Unidos con sus padres cuando tenía cuatro años, Manzano asegura sentirse "muy emocionado y muy orgulloso" de representar a la comunidad hispana en Londres 2012.       "Me siento muy orgulloso de ser uno de los hispanos que tiene la oportunidad de representar a Estados Unidos, pero también, al igual, a muchos países hispanoamericanos", aseveró el atleta.       Manzano asegura sentir también una "conexión" especial con el país que lo vio nacer, pese a haberlo dejado a muy corta edad.       "Siento que aun tengo una conexión con mi gente de México y que también los represento a ellos. Estados Unidos es mi hogar y no lo cambiaría por nada, pero mis raíces aún están en México", explicó el deportista, de 27 años y nacido en Dolores Hidalgo, Guanajuato.       El mediofondista asegura haber "nacido" con el talento para correr pero que no fue sino hasta hace 15 años cuando empezó a entrenar y competir que se percató de su potencial.       "Como todo camino, llegar a este momento no sido muy fácil. Ha tomado mucho trabajo, esfuerzo y dedicación", dijo.       Entre los triunfos que, según Manzano, han marcado su carrera están el Campeón Nacional Universitario en 2005 y 2009, y más recientemente el de Campeón Nacional Indoor y Outdoor en 2012 y el de hispano estadounidense más rápido en una milla desde 2010.       No obstante, el atleta reconoce que no todo el recorrido hasta sus segundos Juegos ha sido fácil o sin contratiempos, después de que una lesión en 2011 casi acaba con su participación en el Mundial de atletismo Daegu'11, en Corea del Sur       "Cada día es un esfuerzo la preparación, pero lo superamos con trabajo, nuevas rutinas y más tiempo de entrenamiento", explicó.       El "gran corazón" de Manzano también le ha hecho traspasar las barreras del deporte para trabajar con el Instituto del Corazón de Texas, en una campaña a través de las redes sociales para crear más consciencia sobre la importancia de tener un corazón sano.       "Es algo que necesitamos en la comunidad, en especial con la gente hispana con enfermedades del corazón, la presión alta y la diabetes. Tenemos que informarlos para que puedan tener un corazón más sano", afirmó.       Con iniciativas como la "Manzano Mile", una carrera para los más pequeños, el atleta busca poder ayudar a crear hábitos saludables para el futuro.

Más noticias

0 Comentarios