Juez pide cuentas en caso de Casey Anthony

El Juez Stan Strickland, necesita más información antes de tomar una decisión sobre si declara o no indigente a Casey Anthony.

El juez Stan Strickland, necesita más información antes de tomar una decisión sobre si declara o no indigente a Casey Anthony, a fin de que pueda recibir fondos para su defensa, de parte del dinero de impuestos y fondos de los tribunales.El juez le ha pedido a los abogados de la defensa, le provean una lista detallada de los gastos que han tenido, incluyendo los dineros recibidos, de todas las fuentes incluyendo posibilidad de publicaciones y otros que vayas hacia los fondos de los defensores, a fin de poder tomar una decisión sobre si declara o no indigente a Anthony.El abogado Cheney Mason, quien recientemente se unió a la defensa de la acusada, y cuyo trabajo lo hará sin cobrar honorarios, se mostró confiado y dijo a la salida de los tribunales, que está seguro que saldrá de la corte con Casey de brazo, y señaló además que defenderla será algo que le dará satisfacción.Durante la llamada por parte del jefe de la comisión de Administración de Justicia, Brad Bishchoff, se pidió que se revelaran con detalle todos los pormenores y gastos incluyendo dineros colectados por parte de la defensa, en este caso.Después de esta moción el abogado José Báez, tuvo que testificar bajo juramento sobre los dineros que tenían actualmente y lo que habían recibido. El abogado de la defensa señalo que había recibido $5 mil dólares, de parte de un donante anónimo, otros $70 mil por parte del equipo de la defensa de Todd Macaluso, quien es investigado actualmente por la barra de abogados de California, además de $200 mil dólares que pagó ABC News por derecho a fotografías y videos.La discrepancia de dineros en referencia a lo que Casey Anthony había presentado a la corte y lo que hoy declaró el abogado Báez, tiene una gran diferencia, sin embargo no se dieron detalles de el porqué se presentaron estos diferencias, Baez, recalcò que la defensa en ha sido cien por ciento honesta en sus declaraciones.Casey Anthony, de 23 años, está acusada de asesinato en primer grado por la muerte de su hija de dos años y medio, Caylee Marie, cuyos restos fueron encontrados a menos de una milla de la residencia de sus padres en una zona boscosa del este de Orlando, en diciembre de 2008.

Más noticias

0 Comentarios