Economía de Gran Bretaña mejora ligeramente pero sigue en recesión

La golpeada economía de Gran Bretaña sufrió una contracción levemente menor de lo esperado en el tercer trimestre, según datos oficiales publicados este miércoles, pero se mantiene en recesión por sexto trimestre consecutivo.

La golpeada economía de Gran Bretaña sufrió una contracción levemente menor de lo esperado en el tercer trimestre, según datos oficiales publicados este miércoles, pero se mantiene en recesión por sexto trimestre consecutivo.El Producto Interior Bruto (PIB) retrocedió un 0,3% entre julio y septiembre respecto al segundo trimestre y un 5,1% en términos interanuales, anunció la Oficina Nacional de Estadísticas (ONS) revisando modestamente al alza una primera estimación de -0,4% y -5,2%, respectivamente, publicada en octubre.Estos nuevos datos, que se deben a una revisión al alza del sector servicios (de -0,2% a -0,1%), coinciden con lo que esperaban los analistas.A pesar de esta mejora, Gran Bretaña sigue sumida en la recesión más larga que ha conocido, cuando todos los expertos habían previsto que el país retornaría durante el tercer trimestre del año a la senda del crecimiento.Sus grandes vecinos europeos, Francia y Alemania, salieron de la recesión provocada por la crisis financiera y económica mundial en el segundo trimestre, al igual que Japón, y en el tercero siguieron sus pasos Estados Unidos, Italia, la Eurozona y los países de la OCDE en su conjunto.España es la otra gran excepción entre las economías desarrolladas del mundo."Está claro que la recuperación británica va a la zaga comparada con las de otras economías occidentales, sin contar con el repunte registrado en Asia y otras economías emergentes", declaró el economista Charles Davis, del Centre for Economics y Business Research.Tras la conmoción que provocó el anuncio de la primera estimación en octubre, cuando todos los analistas apostaban unánimemente por una salida de la recesión, Gran Bretaña espera finalmente volver al crecimiento en el último trimestre de 2009."Los últimos datos apuntan claramente hacia un retorno de la economía al crecimiento en el cuarto trimestre, y sospechamos que puede crecer de alrededor del 0,5% en términos trimestrales", afirmó el analista Howard Archer, de IHS Global Insight.Los economistas creen, sin embargo, que hay todavía numerosos frenos para una recuperación vigorosa, como demuestran los datos divulgados el martes en Estados Unidos, donde el crecimiento del tercer trimestre fue revisado a la baja, al 2,8% interanual contra una estimación inicial de 3,5% en octubre.Uno de los principales obstáculos es el desempleo, que se mantiene alto, en el 7,8%, y podría seguir subiendo, con el consiguiente efecto sobre el gasto que impulsa la actividad económica.Los analistas coinciden sin embargo en que la buena noticia de este tercer trimestre es la mejoría de la confianza de los británicos porque el consumo de los hogares británicos se estabilizó, después de haber registrado caídas consecutivas desde el primer trimestre de 2008.La próxima revisión de estos datos, prevista en diciembre, suele ser más importante, por lo que los analistas del Banco Credit Suisse creen "posible" que para Navidad, el PIB británico se acerque al crecimiento cero.

Más noticias

0 Comentarios