Detienen a 60 miembros de servicios de seguridad en Irak tras doble atentado

Más de sesenta miembros de los servicios de seguridad, entre ellos 11 oficiales, destacados en el barrio de Bagdad donde tuvo lugar un doble atentado el domingo, fueron detenidos, indicó el jueves a la AFP el general Qassem Atta, portavoz del mando militar iraquí.

Más de sesenta miembros de los servicios de seguridad, entre ellos 11 oficiales, destacados en el barrio de Bagdad donde tuvo lugar un doble atentado el domingo, fueron detenidos, indicó el jueves a la AFP el general Qassem Atta, portavoz del mando militar iraquí."La comisión de investigación sobre el doble atentado del dimanche ordenó la detención de 11 oficiales de diferentes grados y 50 elementos de los servicios de seguridad a cargo de la protección de Salhiya", el sector de la capital donde tuvieron lugar a los ataques, indicó.Ese doble atentado dejó 153 muertos, según un balance definitivo brindado el jueves.Entre las personas detenidas figuran cuatro oficiales superiores del ejército y siete que pertenecen a la policía, entre ellos el jefe de policía de Salhiya y el titular de una comisaría cercana al ministerio de Justicia.Además, según el general Atta, los comandantes de los 15 puntos de control de Salhiya fueron detenidos para ser investigados.El gobernador de Bagdad, Salah Abdel Razzak, había mencionado el lunes la responsabilidad de las fuerzas de seguridad en los atentados que apuntaron contra el Ministerio de Justicia y la sede de la gobernación de la capital.También había pedido la destitución del ministro iraquí del Interior y el responsable de las fuerzas de seguridad de la capital."Se trata de una falla humana. Una cámara fija en el edificio del Ministerio de Justicia filmó el atentado suicida. Era un camión Renault blanc de la compañía de agua Faluja. ¿Cómo pudo pasar llegar hasta allí y pasar todos los retenes?", había preguntado."Se trata de una negligencia (de los servicios de seguridad) o el chofer gozaba de complicidad. La investigación debe decírnoslo", había agregado Razzak.La ciudad sunita de Faluja, 60 km al oeste de Bagdad, fue durante mucho tiempo el bastión de la insurrección y Al Qaida.

Más noticias

0 Comentarios