DC podría recortar fondos para proyectos sociales

El concejo considera el recorte del fondo comunitario, prometido a los residentes cuando ayudaron a financiar la construcción del estadio.

El estadio de béisbol de los Nationals se construyó con la ayuda de los impuestos de miles de residentes de Washington con la condición de que se abriría un fondo destinado a proyectos sociales; y se abrió. El problema, sin embargo, es que ahora el concejo de la ciudad propuso eliminarlo —en nombre de los necesitados recortes presupuestarios –y eso hace que algunos residentes y organizaciones comunitarias se sientan engañados.

“Nosotros ayudamos a subsidiar el estadio con nuestros dólares de los impuestos, los residentes de Washington DC, y ahora lo quieren cortar y que la plata se vaya a un fondo x [cualquiera], ósea, no se sabe dónde va el dinero”, dijo María Fernanda Escobar de la Red Ecuménica de Washington.

Quienes apoyaron el proyecto de la construcción del estadio dicen que éste se presentó como uno que favorecería a la ciudad, especialmente por la creación del fondo comunitario de $500 millones de dólares.“Nos ayudaría a construir bibliotecas, parques, e infraestructura para la comunidad”, dijo Escobar.

Y es esa la comunidad que ahora se siente defraudada y que dice que eliminar este fondo es romper con las promesas hechas, pero algunos concejales de Washington dicen que harán lo posible para que el fondo no quede en la cuerda floja.

“Este fondo es algo que estamos tratando de salvar porque ese dinero va a programas que ayudan bastante a los residentes, no solo a los menos afortunados sino a todos, y francamente esa es la razón por la cual este proyecto fue aprobado la primera vez”, dijo el concejal Michael Brown.

Sin embargo, algunos residentes dicen que a estas alturas ya les cuesta creer.“Los políticos siempre prometen muchas cosas y por lo regular no las cumplen”, dijo la residente Nisi Herrera.

El estadio de béisbol de los Nationals abrió sus puertas apenas hace tres años, en parte con la financiación de la comunidad, y se estima que el desarrollo de sus alrededores genere más ingresos que irían al fondo comunitario. Así es que este estadio no solo representa alegrías para millones de aficionados del béisbol, sino también una ayuda para personas de bajos recursos. Gente que se vería muy afectada si es que el gobierno de la ciudad recorta este fondo la próxima semana.

Más noticias

0 Comentarios