DC frena inspección de seguridad a autos particulares

El Concejo del distrito aprobó eliminar el proceso de inspección de los automóviles particulares para ahorrar miles de dólares.

El gobierno de Washington DC está eliminando los controles de seguridad para vehículos particulares. Hasta el momento el conductor debía realizar obligatoriamente la inspección anual de su automóvil; pero en menos de un mes la medida será eliminada.

Desde el 1 de octubre el Distrito de Columbia le pondrá el freno al programa anual de  inspección de seguridad para automóviles. Con esta medida la ciudad piensa ahorrarse unos $400,000 por año, incitativa que el Consejo aprobó rápidamente.

Steve Hernández, miembro de la Oficina del Concejal Jim Graham, afirmó que no hay información concreta sobre el nivel de seguridad que tiene el inspeccionar el vehículo y que ésta es una medida que se ha analizado en la que se ahorrará dinero y, según el Concejo de DC, no se corre mayor riesgo entre la población. 

Expertos dicen que por esa falta de información cuestionan la medida. Lucinda Babers,
directora del DMV de Washington DC, dijo que “no hay una evidencia clara que demuestre que las inspecciones de seguridad tengan una reducción de accidentes y me parece que la gente piensa que esto ayuda a disminuir el riesgo, pero difícilmente creo que así sea. No entiendo porqué el gobierno toma estas medidas sin tener claridad en el impacto que pueda traer”.

Además hay a quienes les preocupa que por ahorrar dinero se ponga en peligro la seguridad de los conductores, por ejemplo, Lon Anderson, director de AAA, enfatizó que desafortunadamente para el gobierno y para DC sacrificar la seguridad por ahorrar dinero no es algo nuevo y eso es lo que esta pasando aquí. Así mismo dijo que es muy fácil que las llantas se gasten rápidamente, por ejemplo, y ahora con esta economía los conductores lo van a pensar dos veces antes de cambiarlas, pero si saben que tienen que pasar la inspección lo hacen.

La nueva regulación solo aplicará para vehículos particulares. Los automóviles comerciales, las limosinas y las taxis deberán seguir haciendo la inspección de seguridad cada año.

Mientras tanto, todos los conductores sin excepción deberán continuar haciendo la emisión del vehículo cada dos años y esta tiene un costo de 30 dólares. Así que téngalo presente ya no se requiere la inspección de seguridad pero si la emisión de los gases. 

Más noticias

0 Comentarios