Consejos útiles para prevenir el envenenamiento de monóxido de carbono

El monóxido de carbono (CO) es un gas tóxico que no tiene color, olor ni sabor y puede causar la muerte cuando se respira a niveles elevados. El CO se produce cuando se queman materiales combustibles como gas, gasolina, aceite, carbón o madera.

El monóxido de carbono (CO) es un gas tóxico que no tiene color, olor ni sabor y puede causar la muerte cuando se respira a niveles elevados. El CO se produce cuando se queman materiales combustibles como gas, gasolina, aceite, carbón o madera. El sistema de calefacción en las casas, ya sea de gas, aceite o gas propano también puede producir CO si no están funcionando bien o no tienen la ventilación adecuada.

Los síntomas del envenenamiento con monóxido de carbono son: dolor de cabeza, mareos, nausea, vómitos, palpitaciones del corazón y confusión. Estos síntomas son muy parecidos a los síntomas de la gripe por eso es muy importante estar atento a si estos síntomas desaparecen cuando usted se va de la casa. Si esto ocurre puede que usted sufra de envenenamiento con CO y necesite visitar a su médico inmediatamente.

La mejor manera de evitar el envenenamiento con monóxido de carbono es siguiendo estos útiles consejos:

• Durante el invierno haga inspeccionar por un técnico especializado todos los aparatos domésticos que utilizan combustible: sistemas de calefacción, calentadores de agua, estufas, hornos, hornillas de gas, secadoras a gas y las chimeneas -todos los conductos deben estar bien conectados y en buenas condiciones.

• Asegúrese de que las ventanillas de la chimenea o los tubos de ventilación no estén bloqueados -especialmente si su hogar ha estado bajo construcción o usted encerró su sistema de calefacción para crear más espacio en su hogar.

• Nunca use su estufa de gas como un calentador -esto puede causar la acumulación de monóxido de carbono, con resultados fatales.

• Instale un detector de monóxido de carbono en un área central de su casa - es preferible que coloque un detector de CO en cada uno de los pisos de la casa, incluyendo el sótano.

• No coloque el detector de CO en la cocina, cerca de ventiladores de techo, en el baño o en cuarto constantemente expuestos al vapor.

En caso que usted sospeche de presencia de monóxido de carbono en su hogar haga lo siguiente:

• Abra las ventanas y puertas. • Llame a la compañía de calefacción inmediatamente para que le revisesu sistema.• Si su compañía de calefacción detecta monóxido de carbono en su casa salga de su hogar y busque ayuda médica inmediatamente.

• Llame al 911 o al 877-944-5325 desde un teléfono celular o desde la casa de un vecino.

Para más información sobre este tema y otros temas sobre cómo reducir el consumo de energía en su hogar visite: www.cl-p.com.

Más noticias

0 Comentarios