Confusión sobre si Togo jugará la Copa de África y amenaza de más violencia

La confusión sobre si Togo participará en la Copa de África de fútbol tras el ataque mortal contra el autobús de su selección reina este domingo en Angola, a pocas horas del inicio de la competición, mientras el grupo separatista responsable del ametrallamiento que costó la vida a dos personas amenaza con más acciones violentas.

La confusión sobre si Togo participará en la Copa de África de fútbol tras el ataque mortal contra el autobús de su selección reina este domingo en Angola, a pocas horas del inicio de la competición, mientras el grupo separatista responsable del ametrallamiento que costó la vida a dos personas amenaza con más acciones violentas.El primer ministro de Togo, Gilbert Houngbo, declaró que su equipo nacional de fútbol debe abandonar este domingo la Copa Africana de Naciones (CAN), como había indicado poco antes a la AFP en Lomé el ministro de Administración y portavoz del Ejecutivo togolés."El Gobierno mantiene su decisión de retirar al equipo", dijo Pascal Bodjona, recordando la petición del Ejecutivo el sábado de que la selección regresara a su país. Sin embargo, los futbolistas, que querían abandonar Angola tras el ataque, anunciaron inesperadamente este domingo de madrugada que participarían en la CAN. "En memoria de sus desaparecidos, el equipo nacional ha decidido participar en la CAN", dijo a la AFP el jugador Thomas Dossevi, que milita en el club francés del Nantes.Por otra parte, Rodrigues Mingas, responsable del grupo separatista que llevó a cabo el ataque contra la delegación togolesa, amenazó el domingo con nuevas acciones violentas porque el máximo dirigente de la Confederación Africana de Fútbol (CAF), Issa Hayatou, decidió mantener en el enclave separatista de Cabinda siete partidos de la CAN."Esto va a continuar, porque la nación está en guerra, porque Hayatou persiste" dijo Mingas a la AFP en conversación telefónica desde su exilio en Francia. "Las armas seguirán hablando", añadió. La caravana de Togo fue atacada con ametralladoras el viernes, cuando entraba en territorio de Angola para participar en la Copa de África.El ataque se produjo precisamente en Cabinda, foco de tensiones separatistas, y fue reivindicado por el Frente de Liberación del Estado de Cabinda (FLEC), un movimiento separatista activo desde 1975 en este territorio situado entre la República Democrática de Congo (RDC) y Congo-Brazzaville.En este contexto, el anuncio de disputar la CAN supone un espectacular vuelco por parte de los jugadores togoleses. En efecto, varios de ellos habían expresado anteriormente el deseo de no participar en el torneo tras el ametrallamiento de su autobús en el que murieron el responsable de comunicación de la selección, Stanislas Ocloo, y el entrenador adjunto, Abalo Amelete.Por su lado, el primer ministro de Angola, Paulo Kassoma, declaró que el ataque que sufrió el autobús del equipo de Togo fue "un acto aislado", y garantizó "que todas las condiciones estarán reunidas para el desarrollo de la competición, que empieza el domingo", según un comunicado. A pesar del ataque, la Confederación Africana de Fútbol, organizadora del evento, decidió mantener la competición.Desde 2006, las autoridades de Luanda aseguran que el enclave de Cabinda está pacificado, arguyendo que firmaron un acuerdo de paz con uno de los responsables del FLEC, Antonio Bento Bembe, pero ese movimiento ha negado siempre ese acuerdo y sigue reivindicando ataques en la zona. Bento Bembe, quien se convirtió en ministro de los Derechos Humanos, aseguraba hasta hace poco que "todas las condiciones de seguridad estaban garantizadas" para el desarrollo de la CAN.En una entrevista el sábado con la AFP, reconoció que el ejército "tal vez subestimó la posibilidad de que el FLEC pudiese causar daño". Entretanto, los habitantes de Luanda, la capital congoleña, se disponen a seguir en pocas horas, en el nuevo estadio 11 de Noviembre, la ceremonia de apertura de la CAN 2010, a la que seguirá el partido Angola-Mali, en presencia del presidente José Eduardo dos Santos.

Más noticias

0 Comentarios