Comienza la campaña de la segunda vuelta presidencial de Uruguay

Los candidatos a la Presidencia de Uruguay comenzaron sus campañas de cara al balotaje del 29 de noviembre, con el ex guerrillero José Mujica como favorito por su colchón de votos obtenidos en primera vuelta, sobre el ex presidente liberal Luis Alberto Lacalle.

Los candidatos a la Presidencia de Uruguay comenzaron sus campañas de cara al balotaje del 29 de noviembre, con el ex guerrillero José Mujica como favorito por su colchón de votos obtenidos en primera vuelta, sobre el ex presidente liberal Luis Alberto Lacalle. Mujica, de 74 años y postulante de la coalición oficialista de izquierda Frente Amplio (FA), y Lacalle, de 68 años, candidato por el opositor Partido Nacional (PN, centroderecha), comenzaron la carrera bajo consignas ofensivas y disímiles."Esta fuerza política va a aceptar el resultado que se dé. Está lleno de golpistas disfrazados que ocuparon cargos en el poder de la dictadura y la dejamos pasar, porque al país le conviene que la dejemos pasar y que nos olvidemos, pero no nos olvidamos", advirtió Mujica este domingo.El polémico mensaje fue pronunciado en el inicio de una gira por el interior del país, en la vecina ciudad de Las Piedras (20 km al norte de Montevideo), en la que Mujica recordó que (los golpistas) "están allí, son cosas que están presentes, pero el país tiene que convivir y no haremos caudal de esas cosas, pero que no vengan a darnos lecciones de democracia".En términos más moderados, la fórmula José Mujica-Danilo Astori puso énfasis en el concepto de "estabilidad política" y aseveró que "la única fuerza que puede asegurarla es el FA, por tener mayoría parlamentaria y capacidad de negociación".Por su lado, el binomio Luis Alberto Lacalle-Jorge Larrañaga dio el puntapié inicial de la campaña apuntalado por el eslogan "el equilibrio está en tus manos" y subrayó que la ciudadanía deberá elegir entre "una sociedad con equilibrio" y "el poder absoluto" del FA.Lacalle, quien ya dirigió los destinos del país entre 1990 y 1995, afirmó que si gana, "no habrá bloqueo" ni "parálisis". "Nosotros en el (Poder) Ejecutivo (y el FA con mayoría parlamentaria) no implica un bloqueo, porque las más grandes democracias del mundo, como Estados Unidos, han vivido con diferencias entre Presidencia y Legislativo y no les ha ido tan mal", explicó Lacalle.Las proyecciones de los votos observados dan como seguro que el FA obtendrá mayoría absoluta en el Senado, con 16 bancas de 30 (el PN logró 9 y el Partido Colorado -PC- 5), pero en la Cámara de Representantes, de 99 miembros, estaba en duda. El FA obtuvo 49 bancas en la Cámara baja, el PN 30, el PC 17 y el Partido Independiente (PI) dos, mientras la restante podría ir a la coalición de izquierda o a los colorados, algo que se despejará tras el escrutinio secundario, que culmina el fin de semana.Contabilizados el 97,57% de sufragios en todo el país, en la sexta elección presidencial desde el retorno a la democracia en Uruguay, el FA tiene el 48,02% de los votos, el PN el 29,02%, el PC el 17,03%, el PI el 2,49% y Asamblea Popular (AP) el 0,67%.El sistema electoral uruguayo prevé una primera vuelta en octubre y una eventual segunda vuelta al mes siguiente si ninguno de los candidatos supera el 50% de los sufragios.De cara a la segunda vuelta, la dirigencia del PC (centroderecha) anunció su apoyo a Lacalle, el PI (centroizquierda) optó por mantener neutralidad entre ambas propuestas, y la AP (extrema izquierda) convocó a sus electores a anular el voto.

Más noticias

0 Comentarios