Celebre el Día de la Tierra ahorrando energía y dinero

¿Sabía usted que la típica familia estadounidense gasta más de $1,900 al año en cuentas de energía y otros servicios públicos? Desafortunadamente, gran parte de esa energía es desperdiciada.

Demanda de electricidad provoca que zonas se queden sin servicio Demanda de electricidad provoca que zonas se queden sin servicio

Demanda de electricidad provoca que zonas se queden sin servicio

Fuente: EERE, US Department of Energy.

La electricidad que es generada por combustibles fósiles para una sola casa emite más dióxido de carbono al aire que dos automóviles de tamaño normal. Mientras que en las carreteras, los vehículos que transitan por las autopistas consumen un 67% del total del combustible utilizado en los Estados Unidos. La buena noticia es que hay muchas cosas que usted puede hacer para ahorrar energía y dinero en su hogar y en su automóvil.

Comience a efectuar pequeños cambios hoy mismo (vea los consejos en esta página). Para reducir sus costos de energía hasta en un 25%, siga los consejos de ahorro a largo plazo que ofrece este folleto.

La clave para lograr este nivel de ahorros en su hogar es poner en práctica un plan de eficiencia energética para toda su casa. Para adoptar este enfoque total en su hogar, usted debe ver su casa como un sistema de energía compuesto de partes interdependientes. Por ejemplo, el sistema de calefacción no es sólo la caldera, sino también un sistema de transmisión de calor que se inicia en la caldera y que distribuye calor a todo su hogar mediante un sistema de conductos. Aún las calderas más modernas y eficientes energéticamente quemarán mucho combustible si los conductos, paredes, áticos o desvanes, ventanas y puertas no están aislados térmicamente y permiten filtraciones o escapes del aire. El adoptar un plan global de eficiencia energética en su hogar para ahorrar energía asegura que los dólares que usted invierte en energía se utilicen de la forma más adecuada.

Las mejoras para lograr la eficiencia energética no sólo hacen de su casa un lugar más agradable, sino que también pueden traer beneficios económicos a largo plazo. La disminución de las cuentas de energía puede compensar con creces el alto costo de las mejoras y los aparatos domésticos de alta eficiencia energética a lo largo de la vida del electrodoméstico. Además, pueden aumentar el precio de reventa de su casa.

Aquí le presentamos maneras fáciles para ahorrar energía que son de muy bajo o ningún costo.

• Ajuste el termostato a una temperatura baja, pero cómoda, en el invierno y alta, pero cómoda, en el verano. Instale un termostato programable que sea compatible con su sistema de calefacción y de aire acondicionado.

• Use focos fluorescentes compactos.

• Deje secar al aire los platos en lugar de utilizar el ciclo de secado del lavaplatos.

• Apague el computador y el monitor cuando no estén en uso.

• Enchufe los artefactos electrónicos del hogar, como los televisores y los equipos de DVD, a tomacorrientes múltiples con interruptor; apague la toma eléctrica cuando los equipos no estén en uso (los televisores y equipos de DVD todavía consumen varios vatios de energía cuando están en modo stand-by).

• Baje a 120° la temperatura del termostato del agua caliente.

• Tome duchas cortas en vez de baños de tina.

• Lave sólo cargas completas de platos y ropa.

• Conduzca de una forma sensata. Conducir en forma agresiva (ir a alta velocidad, acelerar rápido y frenar) desperdicia combustible.

• Verifique que los electrodomésticos y productos para el hogar tengan la etiqueta ENERGY STAR®. Los productos ENERGY STAR cumplen con las rigurosas guías de eficiencia energética establecidas por la Agencia de Protección Ambiental de los Estados Unidos y el Departamento de Energía de los Estados Unidos.

Más noticias

0 Comentarios