Los Bancos Suizos y Playboy

Por décadas, muchos individuos que querían esconder de sus ex esposas o de las autoridades tributarias importantes sumas de dinero, abrían una cuenta bancaria en Suiza. Las leyes en ese país –aunque con algunas puntuales excepciones- eran lo suficientemente fuertes para proteger la identidad de las personas que mantenían depósitos en bancos suizos. Pero ahora los reguladores de la banca suiza ya no están tan seguros.

Washington siempre ha sabido que miles de estadounidenses esconden dinero en Suiza para evadir el pago de impuestos en Estados Unidos pero no podía hacer mucho al respecto debido a las leyes suizas sobre secreto bancario.

Hasta que se encontraron con Bradley Birkenfeld.

Birkenfeld, un alto ejecutivo de UBS, reveló a la agencia federal tributaria norteamericana-el IRS- información acerca de la ayuda que a través de los años UBS les ha dado a clientes estadounidenses para evadir impuestos. Con ello, una demanda en Estados Unidos contra el banco suizo se hizo ineludible.

Ante la probabilidad de que el juicio hiciera público los cargos criminales y originara una calamidad judicial, económica y de  relaciones públicas, el gobierno de Suiza encontró el mes pasado la manera legal para que UBS entregara a Estados Unidos los nombres de 4,450 clientes estadounidenses sospechosos de evasión tributaria. Las cosas así, a los estadounidenses con cuentas bancarias secretas en Suiza les queda uno de dos caminos: confesarse con el IRS, o arriesgarse a estar en la lista entregada por el UBS y pagar luego durísimas consecuencias.

Otros países han prestado mucha atención a lo ocurrido.  Ya el gobierno canadiense quiere reunirse con ejecutivos de los bancos suizos y Francia dice tener el nombre de 3,000 sospechosos franceses de evasión tributaria por una suma calculada en hasta 3,000 millones de Euros.  Si Canadá o Francia tienen el sustento legal para proceder contra los bancos suizos queda por verse.

Por ahora, las autoridades suizas quieren recordarle al mundo que sus bancos son excelentes en la administración de fondos de inversión y que la mayoría de clientes de la banca suiza con toda seguridad buscan la creación de riqueza,  y no la evasión de pago de impuestos.

Claro que sí, al igual que hay muchos hombres que compran la revista Playboy, no por las fotos, sino por los artículos. ¿Verdad?

Más noticias

0 Comentarios