Babalawos cubanos piden diálogo, renovación y reformas ante un difícil 2010

Los babalawos (sacerdotes de Ifá) cubanos llamaron al diálogo, el respeto a las mayorías, las reformas, la renovación y la protección del medioambiente en Cuba y el mundo, para evitar un 2010 que a su juicio se anuncia preñado de cambios sociales rotundos, muertes de dirigentes, traición, usurpación de poder, rupturas y escaseces.

Los babalawos (sacerdotes de Ifá) cubanos llamaron al diálogo, el respeto a las mayorías, las reformas, la renovación y la protección del medioambiente en Cuba y el mundo, para evitar un 2010 que a su juicio se anuncia preñado de cambios sociales rotundos, muertes de dirigentes, traición, usurpación de poder, rupturas y escaseces."Podemos alcanzar todo lo que aspiramos, pero también podemos destruirlo todo, la posibilidad de que el 2010 sea superior al año anterior, está en nuestras manos", dijo a la prensa el babalawo Lázaro Cuesta, al presentar a la prensa este sábado "La letra del Año".En el pronóstico, realizado mediante un complejo sistema adivinatorio yoruba, traído a Cuba hace siglos por los esclavos africanos, interviene cerca de un millar de sacerdotes de Ifá y es presentado desde hace 24 años. La sociedad Yoruba de Cuba presenta otro, también reconocido."No somos críticos, somos consejeros espirituales", aclaró el sacerdote Víctor Betancourt, al comentar las diferentes interpretaciones que se hacen del pronóstico, ajustándose a la realidad cubana, aunque, aclaran los babalawos, es de alcance universal.La regencia conjunta de los orishas (dioses) Obatalá y Oyá, hace prever un período de cambios sociales rotundos, aumento de la lucha por el poder, desajustes y discrepancias, así como muertes de personalidades políticas, intelectuales y religiosas, según este pronóstico.El anuncio adquiere particular impacto en la isla, donde la generación histórica de la revolución, encabezada por Fidel y Raúl Castro, ronda los 80 años y uno de sus principales miembros, el Comandante Juan Almeida, murió en 2009.Los babalawos recomiendan "el diálogo sincero" para solucionar conflictos, el respeto a las "decisiones de la mayoría y a las opiniones de la minorías", y buscar "nuevas reformas" económicas, políticas y sociales, para contrarrestar el efecto de esos problemas.También piden atender al refrán "las palmas jóvenes crecen más altas y más frondosas que las viejas", lo que es, en opinión de Betancourt, "hacer una renovación que es lo que se necesita en estos momentos, y no está pasando".Durante el 2010 se registrarán "golpes de Estado", "cambios bruscos de sistemas políticos", "traición y usurpación de derechos" en altas esferas oficiales, "ruptura de convenios", afectaciones en las producciones agropecuarias, escasez por desorganización en la distribución de bienes, "guerras e intervenciones militares".Los problemas de clima y el medioambiente también ocupan un espacio importante de la "La letra del Año", donde llaman a protegerlo, pues pueden ocurrir "serios problemas de contaminación ambiental", además de la "elevación del nivel del mar" y otros problemas ecológicos.En cuanto a la salud, advierten sobre los trastornos cerebro-vasculares, problemas respiratorios, en particular la tuberculosis, los trastornos oftalmológicos y los óseos.La Santería cubana o Regla de Ochá, uno de los cultos africanos más importantes en Cuba junto a la Regla Conga o Palo Monte, tiene un gran impacto también en la cuenca del Caribe y sur de Florida, donde muchos practicantes atienden a "La letra del Año" o viajan a la isla frecuentemente por motivos religiosos.En la isla, donde están asentadas las iglesias católica y evangélicas, se calcula que un 15% de los 11,2 millones de habitantes son ateos; una cantidad similar practica religiones estructuradas y un 70% tiene creencias primarias sincréticas.

Más noticias

0 Comentarios