Asesinan a un empleado de UNICEF cerca del lugar de la matanza en Filipinas

Un hombre disparó y asesinó a un empleado local del Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) en una parte del sur de Filipinas cercana a donde tuvo lugar la matanza de 57 personas a principios de semana, confirmó este viernes la policía.

Un hombre disparó y asesinó a un empleado local del Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) en una parte del sur de Filipinas cercana a donde tuvo lugar la matanza de 57 personas a principios de semana, confirmó este viernes la policía.Un desconocido armado disparó contra Nestor Bulahan en una parada de autobuses de la provincia de Maguindanao el jueves por la mañana, señaló un comunicado de la policía nacional filipina. Bulahan murió en el hospital poco después, añadió la nota.Antes de la confirmación de la muerte de Bulahan por parte de la policía, la portavoz de UNICEF en Filipinas, Angela Travais, confirmó que un trabajador de esa organización de la ONU fue víctima de disparos. "El incidente podría haber tenido causas privadas", añadió la portavoz.Al menos 57 personas fueron asesinadas por hombres armados a sueldo de un político local en la provincia de Maguindanao (sur de la isla de Mindanao), en el marco de una serie de rivalidades políticas entre dos clanes. El sospechoso número uno de haber organizado la matanza, Andal Ampatuan Jr, hijo del gobernador de la provincia, fue arrestado el jueves y negó ser el responsable de lo sucedido.Numerosos testigos afirmaron haber visto a un político filipino ordenar y participar en la matanza, en la que también tomaron parte soldados y policías, informó este viernes la secretaria de Justicia, Agnes Devanadera. "Uno de los testigos dijo que él fue quien daba las órdenes", dijo Devanadera al canal televisivo GMA refiriéndose a Andal Ampatuan Jr. "Otro testigo lo vio disparando", añadió la secretaria.Según ésta, numerosos testigos también afirmaron haber visto a soldados y policías entre los más de 100 hombres armados que el lunes cometieron la matanza.Ese grupo podría haber estado a las órdenes de Andal Ampatuan Jr, cuyo padre era hasta ahora era miembro de la coalición de la presidenta filipina Gloria Arroyo.Devanadera también dio a conocer detalles de la masacre, afirmando que las víctimas femeninas presentaban disparos de armas de fuego en sus partes genitales lo que hace pensar que fueron violadas antes de ser asesinadas. "Incluso dispararon a las mujeres en sus partes íntimas. Es horrible y no sólo lo hicieron con una, sino con casi todas", dijo la secretaria al especificar que "las cremalleras de sus pantalones estaban bajadas". "Tenemos que determinar aún si fueron violadas pero ciertamente algo malo les hicieron", agregó en referencia a las al menos 22 mujeres que figuran entre las víctimas de la matanza.

Más noticias

0 Comentarios