Andre Agassi confiesa que consumió drogas durante su carrera

El tenista estadounidense Andre Agassi dio positivo en un control antidroga en 1997 y mintió a las autoridades deportivas para evitar una suspensión por dopaje, según una autobiografía de la que el periódico británico The Times reveló este miércoles algunos fragmentos.

El tenista estadounidense Andre Agassi dio positivo en un control antidroga en 1997 y mintió a las autoridades deportivas para evitar una suspensión por dopaje, según una autobiografía de la que el periódico británico The Times reveló este miércoles algunos fragmentos.Ganador de ocho títulos de Grand Slam, Agassi cuenta en el libro que en los momentos más difíciles de su carrera fue adicto a las metanfetaminas, una droga sintética euforizante.El tenista, que hoy tiene 39 años, también revela que aborreció en secreto jugar al tenis y que durante su infancia temía a su violento padre.En el libro "Open: an autobiography", que publicará en Estados Unidos la editorial Knopf del grupo Random House, Agassi cuenta con detalle que si tomó 'crystal meth' (metanfetaminas) en 1997 fue porque no estaba en forma y tenía dudas sobre su boda con la actriz Brooke Shields.El llamado 'Kid de las Vegas' cuenta con detalle la primera vez que consumió esta droga con la ayuda de 'Slim', uno de sus colaboradores, y el estado de euforia que le provocó."Nunca me había sentido tan vivo, tan lleno de esperanza y con tanta energía", explica el tenista.Tras un control antidopaje positivo, Agassi consiguió engañar a la Asociación de Tenistas Profesionales (ATP) y evitó así una sanción (tres meses de suspensión por consumo lúdico de drogas) que habría perjudicado su carrera."Escribí una carta a la ATP para informarles de que 'Slim' era un consumidor regular de drogas y que mezclaba con frecuencia la 'meth' con refrescos, lo que era verdad. Pero dije que bebí uno de esos refrescos por accidente", explica Agassi en el libro."Me avergonzé, naturalmente, pero me prometí a mí mismo que esta mentira sería el final de todo aquello", confiesa.La ATP, que decidió finalmente cerrar el caso sin imponer sanciones, reaccionó este miércoles a las revelaciones de Agassi y negó haber disimulado el resultado positivo del control antidrogas."El programa contra el dopaje en el tenis estipula, y siempre fue así, que la decisión sobre si hay o no violación de las reglas antidopaje debe tomarla un tribunal independiente", dijo la Asociación en un comunicado."La ATP siempre respetó esta regla y ningún responsable de la ATP tiene poder ni medios para decidir sobre las consecuencias de un caso de dopaje", añadió.Por su parte, la Federación Internacional de Tenis (ITF) dijo estar "sorprendida y decepcionada" por la confesión del tenista y quiso dejar claro que "este tipo de comentarios no reflejan de ninguna manera el hecho de que el programa antidopaje en el tenis es uno de los más rigurosos y más completos del deporte".Tras haber caído a lo más bajo de la clasificación en 1997 (141º del ranking Mundial), Agassi relanzó su carrera al año siguiente y consiguió volver a colocarse entre los diez primeros. En 1999, tras su victoria en el Abierto de Estados Unidos, ya volvía a ser el número uno.Ganador de una medalla olímpica en los Juegos de Atlanta de 1996, el tenista, muy popular en todo el mundo, se retiró en 2006 tras veinte años de una carrera que será recordada por sus resultados pero también por su manera de vestir, sus cortes de pelo y sus relaciones con las mujeres.Tras haber salido algún tiempo con la cantante Barbra Streisand, y tras su matrimonio de dos años con Brooke Shields, el tenista se casó en 2001 con la tenista alemana Steffi Graf, con la que tiene dos niños.Agassi es uno de los pocos jugadores de la historia del tenis que consiguió ganar los cuatro torneos de Grand Slam, algo que sólo han conseguido Rod Laver, Don Budge, Fred Perry, Roy Emerson y Roger Federer. De ellos, sólo tres (Laver, Agassi y Federer) lo lograron después del inicio de la era Open en 1968.

Más noticias

0 Comentarios