Alemania logró resistir a una explosión de desempleo en 2009

La tasa de desempleo en Alemania fue de 8,2% en el conjunto de 2009, en aumento respecto al 7,8% registrado en 2008, una cifra que demuestra la resistencia exhibida por el mercado laboral germano ante la recesión.

La tasa de desempleo en Alemania fue de 8,2% en el conjunto de 2009, en aumento respecto al 7,8% registrado en 2008, una cifra que demuestra la resistencia exhibida por el mercado laboral germano ante la recesión.En el año 2009 el número de desempleados aumentó en 155.000 personas para situarse en 3,42 millones, según estadísticas difundidas el martes de la Agencia alemana de Empleo."Se ha evitado lo peor", resumió el analista Alexander Koch, de Unicredit, al referirse a la situación del mercado laboral alemán en 2009.Si la crisis económica mundial golpeó a toda Europa, en algunos países como España su efecto sobre el empleo fue devastador, ya que provocó un aumento del 25,4% el año pasado.En cambio, en Alemania, el país más poblado de Europa y su motor económico, las medidas de apoyo al empleo han contribuido ampliamente a preservar el mercado laboral de los efectos de la crisis. El Producto Interno Bruto (PIB) alemán debería contraerse un 5% en 2009.Según el presidente de la Agencia de Empleo, se salvaron unos 300.000 puestos de trabajo gracias al dispositivo de desempleo parcial financiado por el Estado.Pero las medidas gubernamentales no durarán indefinidamente y los analistas prevén un alza del desempleo para este año.En efecto, la "reactivación económica sigue siendo frágil", como señaló el experto Timo Klein, de Global Insight, lo que afectaría a Alemania porque su capacidad de producción excede la demanda y el comercio minorista no logra levantar cabeza.A este cóctel se suma además la dificultad de acceso al crédito de las empresas, una situación que pone en peligro su capacidad de invertir.Los analistas difieren en cuanto al aumento del desempleo en 2010.Mientras Alexander Koch habla de 4 millones de personas sin trabajo, el experto Carsten Brzeski, de ING, apuesta a 3,8 millones y su colega Heinrich Bayer, de Postbank, es mucho más optimista, afirmando que "mes tras mes constatamos que la catástrofe esperada no tendrá lugar".En diciembre de 2009, el índice de desempleo bruto subió a 7,8%, contra 7,6% en noviembre, con 60.000 desocupados más.Sin embargo, este aumento puede imputarse en gran medida a factores temporarios, ya que los meses de invierno son tradicionalmente poco propicios al empleo y las condiciones climáticas de diciembre han sido muy duras.Por ello, las cifras de diciembre son una "buena noticia" para la analista Jennifer McKeown, de Capital Economics, que destaca una leve alza del número de puestos vacantes entre noviembre y diciembre.

Más noticias

0 Comentarios