Afganos arriesgan su vida por oportunidad en EEUU

Intérpretes militares desarmados trabajan en el Sudoeste de Afganistán en el frente de combate.

Su misión es convencer a los habitantes de pequeños poblados de ayudar a los marines estadounidenses a luchar contra la insurrección talibán. Para muchos de ellos, la esperanza de un pasaporte para Estados Unidos hace que el trabajo peligroso y mal remunerado valga la pena.

Comen, duermen y van al frente de combate contra la insurrección talibán junto a los Marines estadounidenses. Pero su única arma es conocer los idiomas locales.

Estos intérpretes afganos juegan un papel crucial en la persuasión de los aldeanos a brindar informaciones sobre los talibanes o sobre la ubicación de explosivos. 

“Nos han ayudado en muchas misiones consiguiendo información muy valiosa, generando nexos. A veces los vecinos son realmente buenos y nos avisan ‘cuidado que hay un explosivo aquí adelante'. Estos hombres nos consiguen la información, realmente forman parte del equipo”, dice Primer Sargento Manuel Martinez, 2º Battallón, 3er Regimiento de Marines.

Pero su trabajo es muy peligroso. Los talibanes ven con malos ojos a los afganos que trabajan con las fuerzas de coalición.

“Según lo que me dijeron algunas personas, si trabajas con Estados Unidos, con los británicos o cualquier país extranjero te cortan la cabeza. La cabeza de los intérpretes”, comenta Mohammad Idris Afzaly, intérprete militar.

Idris, que viene de Kandahar, renunció al día siguiente, valorando que los riesgos eran mayores que el salario de $25 por día que le pagaban.

Pero su colega Rocky decidió quedarse, a pesar de haber sobrevivido a 8 explosiones mientras estaba en funciones.

Salió ileso de las primeras 7, pero la última le hirió la pierna y estuvo 2 semanas en el hospital.

El gobierno de Estados Unidos le ofrece una visa temporal si trabaja para ellos durante 2 años.

“Tengo que hacer dinero e ir a Estados Unidos. Esa es mi idea, ese es mi sueño. Y quiero hacerlo realidad”, argumenta Salim Jawed Stanikzai, conocido como “Rocky”, intérprete militar.

La esperanza de una vida mejor, en otro lugar, es lo que impulsa a estos intérpretes a trabajar en esta guerra que ya lleva 8 años.

Más noticias

0 Comentarios