Advierten al público sobre estafas hipotecarias

En tiempo de crisis existen quienes se aprovechan para estafar a las personas y el mercado inmobiliario parece ser el escenario perfecto.

Como tiradores agazapados en la oscuridad. Así han sido catalogados por sus víctimas quienes hacen dudosos negocios con las esperanzas de las familias que están a punto de perder su casa.

El pasado abril, cuando se anunció la creación de una fuerza de tarea gubernamental destinada a la prevención de fraudes hipotecarios, se advirtió al público sobre estos peligros.

El Secretario del Tesoro Timothy Geithner dijo en aquella ocasión que es necesario tener “cuidado de cualquier organización o individuos que garantizan soluciones o que requieren el pago de costos relacionados con servicios inmobiliarios. Estas son estafas que tienen el objetivo de robar a las familias no sólo sus ahorros, sino sus sueños de tener un hogar”.

Sin embargo, a pesar de los esfuerzos del Gobierno, la pronta resolución a la crisis del mercado inmobiliario no ha sido posible, así lo evidencian las denuncias de fraude.

De acuerdo a los expertos, hay tres señales de una estafa: los negociantes no revelan los costos, términos e información relacionada con la transacción.  Le piden que firme formularios de préstamo bancario en blanco o papeles en blanco, y en algunos casos si la tasa de refinanciación es exageradamente alta, los estafadores obligan a los clientes a firmar de todas maneras, bajo amenazas o bajo presiones sin fundamento.
En todo caso, la mayor protección en contra de los fraudes es la información y para tal propósito el gobierno habilitó el sitio www.makinghomeaffordable.gov/spanish/index.html


Finalmente, si suena demasiado bueno como para ser verdad, probablemente se trate de una estafa.

Más noticias

0 Comentarios