Activistas critican a Obama por reducir el presupuesto contra el VIH y el sida

En su propuesta fiscal para el período 2013, Obama ha incluido una asignación de 6.420 millones de dólares, y los activistas calificaron como "chocante repudio de casi treinta años de progresos contra la pandemia global del sida" esa rebaja.

Un grupo de activistas criticó hoy al presidente de EE.UU., Barack Obama, porque en su presupuesto para el período fiscal 2013 ha reducido las asignaciones para la prevención y los tratamientos de la infección con el virus de inmunodeficiencia humana (VIH).

"Cuando faltan menos de dos semanas para la Conferencia Internacional sobre el Sida, en Washington, no se sabe siquiera si el presidente Obama asistirá", dijo en una teleconferencia de prensa Tom Myers, portavoz de la Fundación AIDS Healthcare.

La XIX Conferencia Internacional del Sida se celebrará, por primera vez en Estados Unidos, del 22 al 27 de julio en el Centro de Convenciones de Washington y sus organizadores sostienen que participarán unas 25.000 personas.

Por su parte, del presidente de esa fundación, Michael Weinstein, dijo que "es desafortunado que hasta esta fecha el presidente Obama, como jefe de Estado, no se haya comprometido a asistir y no aparezca en ninguna de las listas de oradores para algunas de las actividades".

En el período fiscal 2012, que termina el 30 de septiembre, el Gobierno de Estados Unidos asignó 6.630 millones de dólares para los programas globales de prevención de la infección con el VIH, y los tratamientos para el síndrome de inmunodeficiencia humana (SIDA).

En su propuesta fiscal para el período 2013, Obama ha incluido una asignación de 6.420 millones de dólares, y los activistas calificaron como "chocante repudio de casi treinta años de progresos contra la pandemia global del sida" esa rebaja.

Según AIDS Healthcare Foundation, "en términos humanos la diferencia representa 640.000 personas con VIH/sida que podrían recibir por un año los tratamientos que les salven la vida".

Los activistas señalaron como más afectados el Programa de Asistencia para Medicamentos del Sida, que proporciona esos tratamientos para las personas de bajos ingresos, y el Plan Presidencial de Emergencia para el Alivio del Sida.

"Francamente, sería mejor si el presidente Obama no habla ante la Conferencia del Sida si es que va a presentarse con las manos vacías", dijo Myers.

"Hay dos cosas que el presidente Obama puede hacer, de inmediato, para mostrar su compromiso en la lucha contra el VIH/sida", añadió Myers.

"Puede autorizar una transferencia de fondos para eliminar las listas de espera en el programa de asistencia con los medicamentos y podría restablecer los fondos para el plan de emergencia", explicó.

Etiquetas

Más noticias

0 Comentarios